09 julio 2018

El truhán de Sanchez

Sánchez declara que rechaza por completo el "ideario xenófobo de Torra" y promete mantenerse vigilante y fiel a la legalidad constitucional.
Solo diez días después, con una espectacular estocada maquiavélica urdida bajo cuerda con los nacionalistas, Sánchez traiciona a Rajoy y le presenta una moción sustentada por los comunistas de Podemos y los partidos de Torra y Junqueras, amén de por Bildu y PNV.
A partir de ahí, Sánchez necesita empezar a hacer gestos hacia sus socios separatistas que lo sostienen en la Moncloa.
Culpa del golpe catalán a Rajoy y toma las siguientes decisiones: devuelve a Torra la capacidad de gasto y tolera que sus primeras medidas sean reforzar TV3 y reabrir las "embajadas". 
Y decide acercar a Cataluña a los presos golpistas, sin haber recibido nada a cambio.
La folclorada revanchista de sacar a Franco de una tumba donde llevaba olvidado 42 años, hacen que se camufle el relato lineal de lo que está sucediendo, muy grave sobre todo si este presidente no elegido por los ciudadanos continúa ocupando el poder.
Pero ha calculado mal. Nada contentará a sus socios, salvo la independencia.

Con Sanchez ocurre lo que en el hotel de la película "Una noche en Casablanca" regentado por el genial Groucho Marx. Entre sus primeras medidas como director del establecimiento, ordena alterar los números de las habitaciones. "Pero los clientes se van a equivocar de cuarto, piense en la confusión que crearíamos", alerta uno de sus subalternos.
"Y usted piense en la diversión", respondía Groucho. Es lo que debe discurrir nuestro Yes man, el presidente del sí por anticipado.
La corrupción que tanto condenó al partido popular de ella, la tiene en sus propias filas, lo mismo que el enchufismo, el dedazo, los decretazos, la patrimonialización del poder y todos los vicios que había en el anterior gobierno. Todo igual.
Miente igual que respira. Garantizó la independencia de RTVE y a los pocos días anunció un decretazo sin inmutarse y sacando pecho, para tomar rápidamente dicha televisión.
Quitar TV del PP y poner TV de PODEMOS..



10 comentarios:

  1. Es un mindundis con pretensiones de ser algo ocupando la Moncloa por la puerta de servicio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON MARTÍN.
      Perfecta descripción del personaje y su actuar.

      Eliminar
  2. Era esperable que el tipo sea un TRUHÁN visto lo visto desde que apareció por primera vez en público.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON CARMELO.
      Sí, desde que se apareció a los ciudadanos como el "salvador" de la democracia, ha demostrado ser un absoluto oportunista a lo trianero.

      Eliminar
  3. Y además actúa con auténticos tics franquistas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON RODRIGO
      A los zurdosos, a todos, les encantan los modos determinantes de los dictadores.

      Eliminar
  4. De momento ya ha configurado una estructura de altos cargos que es la mayor en la historia de la democracia española, prepara una subida de impuestos y se ha apresurado a hacer concesiones sin tasa a los separatistas.
    ¿Quién pagará todo esto? Creo que sabemos la respuesta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON TRECCE
      Tal como explicas va a dejar pequeño y para el olvido al peor gobernante que ha tenido nunca Europa : ZP.

      Eliminar
  5. Paso de decir nada de tamaño cantamañanas.
    A estas alturas ya conocemos a los jerifaltes del PSOE; yo ya avisé, se fue Zapatero, pero el zapaterismo en pleno se quedó. Ahi lo tienen.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. SEÑOR OGRO
      Coincido con tu opinión. Volvemos a tener sobre nuestras cabezas a todo el ZAPATERISMO en versión aumentada y corregida.

      Eliminar