Prima Rebeca en "crop-tops"

26 marzo 2015

Los "profesores" apoyando a los Pro-etarras

LUIS ALEGRE
Sin duda que las simpatías de Podemos con la izquierda abertzale son claras. Y así quedó constatado cuando la prensa desveló un informe de la Guardia Civil en el que situaba al mismísimo Pablo Iglesias como el interlocutor de Herrirá (Gestoras pro Amnistía).

Y hemos visto y oído declaraciones en las que los dirigentes de la nueva formación piden medidas en favor de los presos en la misma línea que los abertzales.

Entre los escritos que suscribe quien fuera coordinador y actual número cuatro de la organización que lidera Pablo Iglesias, un tal Luis Alegre, destaca un epitafio de alabanza a Genoveva Forest Tarrat, más conocida como Eva Forest, la proetarra que colaboró en el atentado de la cafetería Rolando, en la madrileña calle Correo,  que causó 12 muertos y 86 heridos.

El 13 de septiembre de 1974 a las 14.30 horas, la banda terrorista ETA hizo detonar una bomba en la céntrica Cafetería Rolando frente a la fachada lateral de la entonces Dirección General de Seguridad, El objetivo de los terroristas era atentar contra policías.

El resultado del salvaje atentado fue de 12 muertos y 86 heridos, entre ellos no había ni un solo  policia, todos eran civiles. Los asesinos de la calle Correo recibieron la ayuda de Genoveva Forest. Les alojó en número 19, 6ºA. de la calle Virgen del Val, y tras perpetrar el atentado les llevó a un piso en Alcorcón para que se ocultaran.

Eva Forest fue detenida y permaneció en prisión, en la cárcel de Yeserías, aunque nunca llegó a ser juzgada debido a la amnistía de 1977.

En las elecciones generales de 1989 fue elegida senadora de HB por Guipúzcoa.

Luis Alegre, ensalza a la Forest como "una gigantesca luchadora", y más aún insta a perpetuar su trayectoria.
Si por mí fuera al mutiko Alegre le metía una escoba de barrendero por la zona de la que disfruta el Zerolo.

 (Con información de F. Lázaro)

CAFETERÍA ROLANDO TRAS BOMBAZO

25 marzo 2015

Demasiados "viones" alrededor del Mundo

Cada minuto del día (por la mañana o por la tarde) hay alrededor de 11.000 aviones en el aire, en algún lugar del mundo, como podemos comprobar en tiempo real en la web especializada www.flightradar24.com.

¿Y cuántos hay a lo largo de todo el día? 2014 fue el primer año en el que se superaron los 100.000 vuelos diarios (una media de 102.465, por 99.700 en 2013).

Según el informe de Air Transport Action Group (ATAG), en 2014 hubo 37,4 millones de vuelos (en 2013, 36,4 millones).

Otros datos curiosos. Combustible utilizado: 273.000 millones de litros de fuel. Aerolíneas comerciales: 1.397. Aeropuertos: 3.864. Rutas: 49.871. Pasajeros: 2.790 millones.

 Echen un vistazo al VIDEO que además dura muy poquito, unos segundos, para hacerse una idea :


24 marzo 2015

El testamento de doña Virginia

No le gustaban las fotos. Siempre huía de las cámaras. Tal vez por eso Virginia Pérez Buendía guardó durante décadas su secreto. Quizá imaginaba que dar a conocer el futuro de su fortuna en vida causaría un gran revuelo mediático, como así ha sido.

Su herencia, que podría sumar varios millones de euros, dedicada a garantizar el futuro de los niños de su pueblo ha puesto en el mapa a Valverde de Júcar, un pequeño pueblo de la provincia de Cuenca de cerca de 1.200 habitantes en el que no se habla de otra cosa estos días.

Virginia era la única mujer de cuatro hermanos. Nunca se le conoció pareja ni pretendiente.    Acostumbraba a ir en coche. Le gustaban los clásicos, igual que a su hermano. La veían con un Suzuki descapotable de color rojo y un viejo y sucio Land Rover.

Se desplazaba así hasta su finca "Valdecarretas" entre Hontecillas y Olmedilla, para dar algún vistazo al campo, su gran pasión. Allí se ha celebrado algún encuentro de coches antiguos. El portero del edificio en el que vivía, una casa señorial en la calle Marqués de Cubas, muy cerca de la Carrera de San Jerónimo, dio la voz de alarma. Llevaba muerta varias semanas. La casa sigue precintada por orden judicial, mientras se investigan las causas de su muerte, aunque todo apunta a un infarto fulminante. Virginia murió sola a los 86 años.

Deja un patrimonio que suma tierras de labor, acciones en banca y dinero a plazo fijo. En noviembre la enterraron en el panteón familiar bajo el mármol, un Cristo y un ángel. Dispuso a su administrador que la caja fuera de madera y que le llevaran sólo un ramo de flores blancas. Así fue. A su despedida no fueron muchos.

Todos siguen asombrados de la herencia que ha dejado doña Virginia y por el eco que sus últimos deseos han tenido. Llama la atención que dejara todo a los chicos de su pueblo.  A ella la educaron en un buen colegio de Valencia, ciudad que solía visitar con frecuencia. Por eso, dispuso que toda su herencia se gestionara a través de la Fundación Pérez Buendía. La misión que hay por delante es financiar becas de estudios a los hijos de familias con menos recursos, que sean naturales y vecinos de Valverde de Júcar.. Es uno de los requisitos.

Soltera, sin amigos ni sobrinos. Cien años de soledad y a miles de kilómetros de Macondo.
VALVERDE DE JUCAR (Cuenca)

23 marzo 2015

El primer chocolate de Europa

Monjes cistercienses elaborando chocolate en Zaragoza
"Cuando uno lo sorbe, puede viajar toda una jornada sin cansarse y sin tener necesidad de alimentarse". Así novelaba Hernán Cortés algunas de las virtudes que tenía aquel producto descubierto en su expedición por tierras dominadas por Moctezuma en México y que era conocido en la mitología azteca como el "alimento de los dioses".

En la cultura española no aparece referido el cacao antes de una carta con firma del propio Cortés que data del 30-10-1520.  Algunos, como el propio Moctezuma, bebían en copas doradas aquel manjar de color oscuro; mientras que para Cortés fue un pago a un monje del Císter que lo acompañó en su aventura por México y que tenía por lugar de arraigo un Monasterio, el de Piedra, al oeste de la provincia de Zaragoza. A los pies de este lugar de refugio espiritual, se sitúa la cocina monacal.

Aquí fue, con exactitud, el primer lugar de todo el Viejo Continente donde se fabricó "oro marrón".
Sabemos de cómo fue Fray Jerónimo de Aguilar  envió el primer saco de semillas de cacao, junto con la receta del chocolate, al abad del Monasterio de Piedra.

¿Por qué era amargo en un principio?  Los aztecas elaboraban este líquido a partir del haba del cacao, lo mezclaban y aromatizaban con hierbas, vainilla, pimienta y otras especias como la guindilla y hasta lo condimentaban con chile, con el fin de obtener un líquido espeso, oscuro y espumoso que bebían frío o caliente. En Zaragoza los monjes se apoyaron para lograr este propósito dulcificador de vainilla, azúcar y canela. Tras su introducción en España por la expedición de Cortés, el chocolate tuvo una controvertida historia, fruto de los usos y costumbres de las mujeres refinadas de la aristocracia, que lo quisieron "trasladar" incluso al interior de las iglesias para hacer más llevadero el sermón y para combatir con su calor las frías jornadas de invierno.

Tardarían varios siglos en explorarse con detenimiento las virtudes medicinales que Cortés  había podido apreciar en esta bebida dulce traída de la Nueva España. Entre los siglos XVI y XIX se populariza como remedio digestivo y estimulante.

NOTA
Parece mentira que en nuestro apogeo mundial como potencia las delicadas damas no inventaran los bombones, ese producto que lo consumen sin dejar nada en cuanto abren una caja de los fabricados por los belgas.
Lo que sí sabemos historicamente es que en el siglo XIX los obispos prohibieron a las monjas de los conventos tomar chocolate. Quizá porque se ponían como barriles o porque el "alimento de los dioses" excita determinados estímulos sexuales.


21 marzo 2015

Práctica a imitar

LLAMADA GRABADA A UNA OPERADORA DE MOVILES EN DONDE SE LE PAGÓ CON LA MISMA MONEDA QUE NORMALMENTE NOS DAN A NOSOTROS.

20 marzo 2015

El millonario asesino

El caso de Robert Durst ha obesionado a la sociedad norteamericana durante más de 30 años. En 1982, este millonario fue investigado por la desaparición de su mujer, en el 2000 por la muerte de su amiga Susan Berman, y en el 2003 por el asesinato de un vecino.

Este último caso fue el que captó la atención de todos los medios: porque descuartizó el cadáver,  Ahora el propio Robert Durst ha reconocido (sin querer) sus crímenes en The Jinx, un documental en seis partes de HBO.

La confesión involuntaria de Durst se produjo tras ser preguntado durante el rodaje por las similitudes entre una nota anónima recibida por la policía tras la muerte de Beman y una carta que él mismo escribió a la asesinada. En ambas se aprecia el mismo error gramatical al escribir 'Beberley Hills' en vez de 'Beverly Hills'. En ese momento, Durst se levanta y acude al baño olvidando quitarse el micrófono.

“¡Qué desastre!, ahí está, te han cogido”, dice sin ser consciente de que estaba siendo grabado. Su confesión involuntaria continuó: “¿Qué demonios hice? Los maté a todos, por supuesto”.

Queda por ver si esta declaración puede ser usada como prueba ante los tribunales. El director del documental ha confesado a cadena CBS que cree en la veracidad de la declaración grabada a Durst, y que este no era consciente de que los micrófonos estaban encendidos.


19 marzo 2015

¿Hay alguien de "derechas"

"Todos somos de derechas", le hacía decir Mingote a uno de sus figurones en La Codorniz a finales del franquismo. Muchos eran de derechas, otros tenían que serlo y otros se cuidaban de aparentarlo.
Lo cuanta H. Tertsch y es estrictamente cierto por mucho balandrón que diga que era antifranquista entonces.

Hoy parece cierto todo lo contrario. Nadie quiere o reconoce ser de derechas. Ni siquiera la derecha.

España es el único país que no tiene lo que viene a ser una sana, razonable, lógica, amable, sensata y democrática derecha política. Orgullosa de serlo y de defender su ideario y su proyecto.

Aquí no hay ya una opción política que se distinga por su defensa de la propiedad y la libertad, de la ley y el Estado de Derecho, la unidad y sus símbolos y las instituciones, el respeto a la tradición y el culto a la historia común, de la libertad religiosa, del derecho a la vida, los fundamentos judeocristianos, culturales y de civilización, la libertad económica.
Los supuestos políticos de derechas o aceptan algunos de esos principios o denigran a otros varios de ellos.

La defensa de la libertad de educación y de los derechos del individuo  vienen a ser como fábulas para niños. El que proclame, sin salvedades y sin pedir perdón,  que la libertad, la dignidad, el libre mercado y la propiedad son pilares de su proyecto político  es un bicho raro.

18 marzo 2015

La isla tímida : San Borondón

A 10º 10’ de longitud y a 29º 30’ de latitud situó Juan de Abreu Galindo la enigmática isla de San Borondón cuyas formas dibujó Pizzigano a corta distancia de El Hierro en su mapa de 1367 o Toscanelli en 1476. No eran los únicos puntos en los que esta isla errante había sido divisada antes de desaparecer como por arte de magia al anochecer.

Hubo incluso quien aseguró haber puesto pie en esta tierra que Leonardo Torriani dibujaría en tiempos de Felipe II alargada, con colinas dispersas y cruzada por una baja cordillera. El portugués Pedro Vello relató que en cierta ocasión en la ruta del Brasil, hallándose cerca de las Islas Canarias, los vientos le obligaron a buscar refugio en San Borondón, donde desembarcó junto a otros marineros de Setúbal y descubrió unas enormes huellas de hombre.

También el canario Marcos Verde dijo haberse topado con la isla fantasma al regreso de la ruta de la Berbería. Bajó con su tripulación a tierra en San Borondón y la recorrió, sin encontrar rastro humano, antes de volver a bordo cuando cayó la noche.

Historias como éstas empujaron al capitán general de las Islas Canarias Juan de Mur y Aguirre a impulsar la que sería la última expedición a San Borondón en 1721, al mando de Gaspar Domínguez. Y como en las misiones anteriores, sin éxito.

17 marzo 2015

El tranvia de Jerusalem

A dos días de las elecciones en Israel, subimos al tranvía que cruza la Jerusalén dividida. En sus vagones conviven musulmanas totalmente tapadas, ultraortodoxos judíos y chicos con iPhone 6

Estación del barrio palestino de Shuafat. Jerusalén Este. El tranvía llega con una puntualidad inusual en estas tierras. Sami Craki se sube y habla por el móvil. En árabe. Es palestino. Sonríe.  Estamos en una de las primeras paradas de la moderna locomotora que une la vieja y dividida Jerusalén. Para los palestinos es una colonia en territorio ocupado. Para los israelíes, un barrio más de la ciudad. Para Craki, simplemente la primera estación del tranvía más fascinante de la región:13,8 kilómetros y 23 paradas para cruzar una villa con sobredosis de santidad, historia, arqueología, tensión, conflicto y fe.
Sentados juntos pero no revueltos, musulmanes, judíos y cristianos, palestinos e israelíes, religiosos y laicos, musulmanas tapadas de arriba a abajo y ultraortodoxos judíos vestidos como en el siglo XVIII, mientras algunos jóvenes juegan con su iPhone 6.
Craki,  palestino, usa a diario el tranvía para llegar a la estación central de autobuses arropada por el majestuoso puente diseñado por Santiago Calatrava. "Me encanta Jerusalén", Vive en el imponente Monte de los Olivos. Antes de tomar el café, divisa cada mañana las milenarias murallas del Rey David, las iglesias greco ortodoxas, el Muro de las Lamentaciones y la Cúpula Dorada.

El kilómetro más sagrado del mundo es también el explosivo foco de las disputas de dos pueblos y tres religiones. Craki nos enseña desde la ventana un bloque de cemento que interrumpe la entrada a la estación. Lleva allí cuatro meses desde que el palestino Abed Al Rahman Al Shaludi desviara intencionadamente su coche para arrollar a cuantos vio en su camino. Dos muertos.

Los palestinos venden las viviendas a los israelíes a través de un intermediario porque son vistos en Silwan como "traidores" que merecen la pena de muerte. Para los nuevos vecinos no es colonización sino el regreso al barrio levantado por yemenitas judíos en 1880.

Las paradas se anuncian en árabe y hebreo. La calma en el tranvía, inaugurado en agosto de 2011, invita a pensar que Jerusalén justifica la etimología de su nombre: ciudad de la paz. Pero es sólo una ilusión. Al día siguiente, este periodista fue testigo de unas pedradas lanzadas desde Shuafat. No son las primeras ni serán las últimas, y recuerdan a los 840.000 habitantes de Jerusalén que viven instalados en un barril de gasolina que puede prender a la mínima cerilla.

"La calma es engañosa. Los palestinos atacan a los judíos incluso sabiendo que al final les puede perjudicar. Nos odian más de lo que se quieren a ellos mismos. No me fío. En cualquier momento te pueden apuñalar o atropellar", dice Avi, que no sabe a qué partido votará este martes. En los barrios árabes de Jerusalén Este  comentan que la frustración por el desempleo, la ocupación y la continuación del conflicto israelí-palestino, así como el extremismo religioso, explican la reciente ola de violencia.Mientras muchos israelíes recuerdan que los habitantes de Jerusalén Este que cometen atentados disfrutan de servicios sociales estatales, muchos palestinos protestan ante la clara discriminación en las inversiones públicas.

La tragedia es que las dos partes tienen razón. La ONG Ir Amim reveló hace cuatro años que el presupuesto destinado a los barrios árabes alcanzaba sólo el 10,7% pese a que su población representa casi el 40%. El paupérrimo campo de refugiados de Shuafat está olvidado por las autoridades israelíes, que no entran por temor a ataques, y aislado por un muro de hormigón construido en respuesta a la Segunda Intifada.

Pero no pocos israelíes se preguntan hoy por qué deben controlar barrios y dar seguridad social a 300.000 palestinos que no se identifican con Israel. El liderazgo palestino critica el tranvía unificador y advierte que sin la división de Jerusalén y la conversión de su parte oriental en la capital de su Estado no hay paz posible.

La Colina Francesa alberga la Universidad Hebrea de Jerusalén, un prestigioso centro académico que mezcla orígenes, religiones, ideas y nacionalidades. Maram Hanna (20) y Salma Deeb (20), dos chicas árabes del norte de Israel, estudian en Jerusalén. Comparten cuarto en la residencia estudiantil del hospital Hadassah Ein Kerem. El centro no sólo es famoso a nivel internacional sino que proporciona miles de empleos y esperanzas. Cuentan que en el hospital los trabajadores israelíes y palestinos conviven sin problemas. "Nos gusta vivir en Jerusalén", comenta Deeb, que se declara "palestina musulmana orgullosa". Hanna añade: "Hay más convivencia entre judíos y árabes de lo que aparece en los medios. Fíjese en el tranvía".

El tranvía saluda a la Puerta de Damasco, emblemática entrada al casco histórico y su caótico zoco. Sólo aquí puedes ver cómo un comerciante palestino tocado con la kefía vende a un turista judío de Miami una camiseta del Ejército israelí mientras dos frailes españoles observan una pequeña cruz de la tienda en su camino al Santo Sepulcro. El lugar donde el cristianismo sitúa la sepultura Jesús. Y todo en bíblicas callejuelas adornadas por centenares de sofisticadas cámaras de seguridad y selfies de peregrinos. De camino a la céntrica Plaza Sion aparece Efraim Etzelberg. "Hoy me subí al tranvía para ir al banco. Estoy muy contento con su servicio. Ahora voy a estudiar Talmud", cuenta con una sonrisa que moldea su espesa barba blanca.

Junto a los árabes, los jaredim (ultraortodoxos) son los que más crecen en Jerusalén. Básicamente por la media de cinco hijos por familia, aunque también porque muchos jóvenes judíos de todo el mundo la eligen para vivir al ser la ciudad más sagrada de su religión.

Dos vagones más adelante encontramos a Aya Margulis. Acaba de dejar a sus dos pequeños en la guardería y el coche aparcado en el Monte Herzl. La colina que lleva el nombre del fundador del sionismo alberga el Museo del Holocausto y el cementerio donde están "los grandes de Israel". Margulis trabaja desde hace 10 años en una asociación dedicada a cuidar a ancianos inmigrantes. "Trabajo con una mujer árabe y compartimos sensaciones e inquietudes sobre la educación de nuestros hijos. Hablamos mucho del futuro. Es una ciudad que genera muchos conflictos y enfrentamientos pero también convivencia. Pero eso no es noticia", lamenta.

Jerusalén es también una ciudad bohemia con mucha marcha. Nos citamos con el saxofonista Oded Ben Yitzhak (28). De día estudia música en la universidad, y de noche exhibe su talento en pequeños locales. "Lo que más sorprende de Jerusalén es que puedes encontrar muchos lugares de ocio en la noche", confiesa.

(sal-emergui)


16 marzo 2015

Los "salvadores" del capitalismo son los más chorizos

Media docena de altos cargos y empresarios ligados al círculo más próximo de Hugo Chávez están siendo investigados por blanquear fondos a través del Banco Madrid, la filial española de la Banca Privat d'Andorra (BPA) intervenida días atrás por cooperar con organizaciones criminales en lavado de dinero.

Los nombres señalados por el Sepblac nos sitúan en la misma 'guardia de corps' de Chávez. Destacan nada menos que el ex viceministro de Energía de Venezuela, Nervis Gerardo Villalobos, el ex viceministro de Seguridad Ciudadana, Alcides Rondón, o el ex director de Seguridad del régimen, Carlos Luis Aguilera.

Este último, por ejemplo, participó estrechamente junto al llamado 'Líder Eterno' en su fallido intento de golpe de Estado de 1992. La investigación en marcha ofrece claros indicios de que todos usaron su posición de poder para hacer negocios al margen de su pueblo y, sobre todo, para recibir sobornos millonarios o comisiones en turbias operaciones del régimen a cambio de concesiones y adjudicaciones de obras.

Hace semanas se supo por la 'Lista Falciani' que el Gobierno de Chávez ocultó al menos 15.000 millones de euros en el HSBC suizo, y ahora empezamos a conocer las tramas de sus prebostes para blanquear.
Parece que el 'socialismo del siglo XXI' bolivariano se articula peligrosamente sobre las ansias cleptómanas de sus ideólogos.


15 marzo 2015

Tres son, tres, los ropones

Ropón Valcarcel
El etarra Plazaola está en la calle, custodiado por los suyos, gracias a la irresponsabilidad insultante de tres jueces de mano fácil, excesivamente complacientes con imputados, procesados o condenados en causas criminales.

El Trío Prodigioso que forman Ramón Sáez Valcárcel, Manuela Fernández Prado y Javier Martínez Lázaro, con abultado historial de decisiones a lo Bolinaga (entiéndase poner en libertad, ante cualquier duda, a asesinos convictos) es el causante de este nuevo pasaje bochornoso de la Justicia española.

Ropón Martinez Lázaro
Alberto Plazaola fue puesto en libertad junto a Santi Potros mediante una decisión deliberadamente exprés de la Sección Primera de la Audiencia Nacional formada por estos tres fenómenos.

El trío de oro desdijo la habitual lentitud de la justicia para sacar como fuera de la cárcel a estos dos históricos asesinos. Y salieron.
Pero cuando el Alto Tribunal tomó la decisión, un infernal y accidentado procedimiento administrativo impidió ejecutar la orden de forma inmediata, con lo que el tal Plazaola dispuso de cinco horas para organizar su desaparición de la escena. Cinco horas de retraso entre decisión y ejecución son suficientes, siempre que medie un soplo, para que cualquiera se volatilice.

No es la primera vez que eso ocurre. Decisiones vergonzosas.
Troitiño, un carnicero responsables de decenas de muertes, anda tan campante en Londres merced a un error inadmisible de los tribunales. Josu Ternera, capo absoluto de ETA, desapareció mientras el Supremo dirimía su citación después de que fuera considerado responsable de numerosos atentados. Y De Juana. El bochornoso proceso mediante el cual semejante individuo fue excarcelado con motivo de una falsa huelga de hambre concluyó con su huida a Irlanda y su posterior viaje para ser diluido en licores en la Venezuela de Chávez, Maduro y demás excrecencias.

(C.Herrera)

ROPONA MANUELA FERNANDEZ

13 marzo 2015

El gran fracaso ilustrativo en España

El escritor Arturo P. Reverte publica su última novela y tiene el siglo XVIII como escenario. Se titula 'Hombres buenos'. Y es la historia de una amistad sincera en el muladar de una gran derrota. Es el Siglo de las Luces, que triunfa en París con la 'Encyclopédie' de Diderot y D'Alambert como bujía, mientras aquí sólo queda un tinglado de candelillas. Una cutrez de conspiradores. De intelectuales con meninges de sebo.

Y también de hombres dispuestos al progreso convocados por la Real Academia Española.

P. Dos académicos con el encargo de adquirir en París los 28 volúmenes de 'L'Encyclopédie'...
R. Ellos son los hombres buenos. Los que lucharon por el progreso sorteando la violencia histórica y casi genética del español, la incultura atroz de este pueblo y la vileza al relacionarnos que no se da en otros países. 

P. Es la novela de esa España que no pudo ser.
R. Exacto. Al final triunfa el cerrilismo. Porque siempre hay alguien que impide que prosperen los demás. El XVIII fue un gran siglo, el que pudo hacer que España saliera del agujero. Teníamos gente culta, academias, militares que leían, marinos científicos... Y Francia era el modelo, pero con la Revolución Francesa, el regicidio de Luis XVI y la invasión napoleónica, Francia se convirtió en el enemigo. 

P.¿Qué falló?
R. Lo de siempre. Nosotros. Pero es que siempre hemos sido de polos opuestos. Aquí hemos tenido una derecha vil, turbia y malintencionada alimentada en sacristías y púlpitos, pero también una izquierda (aunque esos conceptos entonces no existían) demagógica e irreal que se manifiesta plenamente en la Constitución de 1812, que es excesivamente utópica. Esos dos extremos se necesitan mutuamente, pero ninguno de ellos quiere convencer sino exterminar. 
Y en medio, la gente buena que intenta sobrevivir a esos hijos de puta que les intentan hacer la vida imposible. Y debajo de todo, la religión. No quería que este fuera un libro antirreligioso. Aunque buena parte del desastre español se lo debemos a la Iglesia católica. Cuando escarbas, en el XVIII tropiezas permanentemente con la religión. 
Su presencia es el gran obstáculo de la modernidad. Y eso no quita que haya creyentes extraordinarios. De hecho, quien da permiso para que en la RAE entre L'Encyclopédie fue un inquisidor. Pero la Iglesia, como institución, fue la gran enemiga de la Ilustración. A los hombres buenos los encadenó la Iglesia católica. 

P. ¿Aquel momento roto fue el principio del fracaso?
R. Uno de ellos, sí. Quizá el más relevante. De ahí mi melancolía, porque nunca volveremos a tener como pueblo esa ingenua esperanza.

P. Estamos ya muy contaminados de derrotas. Nos hemos llegado a odiar tanto que no será posible reconciliarnos. No es muy estimulante.
R. Pues estoy seguro de que es así. Sólo se es virgen una vez. Éramos brutos, analfabetos, violentos pero vírgenes. Y había gente buena que podía sacarnos de ese cerrilismo... Ahora ya no puede ser. 

P ¿Dónde están hoy sus hombres buenos?
R. Donde siempre, aquí al lado. pero no los vemos. Esta novela es un homenaje a ellos. Pienso en algunos de los compañeros de la Academia a los que homenajeo en esta novela: Antonio Mingote, Gregorio Salvador, Antonio Colino, Francisco Ayala... Pero es verdad que son menos, se les oye menos y están anegados por una ola de mediocridad incluso dentro de la Academia. A la RAE la respeto por ellos. Yo no quería ser académico. Cuando me llamó la Academia fueron esos hombres buenos quienes me enseñaron a respetarla... En cualquier caso, es muy difícil ser hombre bueno en este país. 

P. ¿De qué sirve este libro?
R. Para conocer aquello y para entendernos algo mejor. Pero también para defender la cultura como lo único que nos puede hacer mejores. España volvió la espalda a la cultura hace demasiados años. Y con este Gobierno de ahora, que directamente la desprecia, pues estamos jodidos. Están negando el futuro a la gente. Sin cultura no hay futuro.

 (A.Lucas)

REAL ACADEMIA ESPAÑOLA