Paisaje relajante

23 agosto 2016

Puro "mus"

Vaya lío de fin de curso. El lío del proto candidato Rajoy. El lío de los independentistas de Cataluña que no paran de liarla parda. Y entonces me llama uno de la cuadrilla y me cuadra la actualidad política en una frase: "Mariano se ha dado mus pero habrá que verle responder al órdago del Parlament".

La clave estaba en el mus. Porque uno, además de paisano de don Heraclio Fournier, ha metido sus horas en esta academia.Al mus se juega por parejas, dos contra dos. Y esto, como en el resto de las cosas de la vida, lo sitúa en un plano superior frente a retos individuales como el póker. En la mesa no hay dinero, otro rasgo de superioridad moral, pero se puede apostar lo que se quiera o jugar sólo por la honra.
En el caso que nos ocupa, lo que está en juego es La Moncloa. El poder, esa droga.Las parejas que las urnas han determinado están más que claras. Rajoy, a su pesar, debe entenderse con Albert Rivera, muy a su pesar. Enfrente, Pedro Sánchez y Pablo Iglesias que nunca harán buena pareja porque los dos quieren mandar, lo que suele ser fatídico tanto en el mus como en la vida.
Mariano, va de mano y tiene las mejores cartas. Los votos no le dan para ganar de calle pero todos los demás están más tiesos que él. Con un rey, dos sotas y un siete más su experiencia lo normal es que se meriende a Pedro y Pablo salvo... que su pareja Albert saque los pies del tiesto y meta la pata.

Los cuatro musolaris encajan como sendos guantes en la tipología de jugadores que describe Manu Leguineche.
Mariano es "el jugador sereno que no suele arriesgar nada a no ser en una jugada que sabe que va a ganar. Jugador de retranca que está a la espera, a la caza en la retaguardia, al pase negro (...) que pasan y pasan y siempre te esconden la jugada".
Albert, su compañero de mayoría, es un analítico. "El que examina constantemente la jugada. Son peligrosos porque juegan a despistar". Rivera nunca hará buenas migas con Rajoy..

Sánchez cabe en la tipología de los engreídos: "Nunca se acuerda de cuando perdió. Hasta cuando pierde se siente superior".
Como bien quedó patente en diciembre y en junio. Iglesias es de los faroleros.

Mariano el jueves pasó por Zarzuela e hizo un grajo.  "Un grajo. Un mus negro, esto es: cuando un jugador da mus (pide que haya descarte) llevando muy buena jugada, pasa para hacer creer a los contrarios que no tiene nada y espera su apuesta para subirles".

¿Quién ganará? Yo creo que Rajoy. El problema urgente viene del Parlament y no es otro que el órdago que el independentismo catalán ha reafirmado esta semana. Leguineche recuerda que 'órdago' es aportación del euskera al castellano según dijo Unamuno, gran musolari, en el Congreso de los diputados en 1932.

Yo opino que Junts pel Sí y los mariachis de las CUP van de farol. En Barcelona nunca hubo grandes jugadores de mus.


Inaki_Gil


10 comentarios:

  1. Entre tahures anda la cosa. Tahures, todos ellos, TODOS, de meternos manos al bolsillo para seguir manteniendo el haren de entregados, masajistas, colegas y compañeros de puterío.

    Dicho esto, me hace mucha gracia la gente que pide Mariano dimita, tras haber ganado 2 elecciones. Digo yo, que si Mariano tiene que dimitir, junto al mismo se tienen que ir TODOS los demás lideres que se han presentado a las elecciones: TODOS.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. SEÑOR OGRO.
      Está clarísimo que lo que dices va a misa porque todos los contrincantes de Rajoy han obtenido bastantes menos votos que él. Y el que más callado debiera de estar a este respecto es el propio Rivera.
      Por lo demás está bien que Cds. pida limpieza de corruptos pero no es quién para decirle al jefe del otro Partido quienes son los que se deben de ir antes de la formación de gobierno nuevo.

      Como bien señalas, todos, incluídos TODOS, siguen manteniendo su harén de mantenidas y mantenidos a cargo nuestro.

      Eliminar
  2. El
    Sr Sanchez me parece que aparte de arrogante mal político, sobre todo, mala persona. Esa es mi sensación.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON JUAN CARLOS.
      También me lo parece a mí. Creo que su problema radica en ser un RESENTIDO de todo. Por no haber sido nunca nada en la vida profesional.

      Eliminar
  3. Me ha gustado el análisis del Sr. Gil.

    Lo que encuentro es que faltan actores en esta partida, ya que el ordago catalán no lo ha lanzado ninguno de los cuatro jugadores expuestos, ¿Es un ordago externo?

    De todas maneras, lo de los nazionalistas es como ese jugador de mus que por defecto lanza el ordago aunque no tenga ni las cartas en la mano, siempre tocando la nariz al personal.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON JAVICHU.
      Los catalibanes ni siquiera saben jugar al mus. Lo que hacen es lanzar ultimatums triunfales a las nubes. Y no les sirve de otra cosa que para conservar unos adeptos faltos de neuronas.

      Eliminar
  4. Mejor sería que se lo jugaran al TRESILLO, que obliga a pensar más.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON BWANA.
      No llegan a ese virtuosismo en la Baraja. Del pocker al mus y del mus al pocker.

      Eliminar