VERANO

28 abril 2013

Clamor contra Rajoy

El consenso entre los expertos es absoluto: el Gobierno debe bajar los impuestos y reducir el gasto y la estructura del Estado. Es el único antídoto con el que plantar cara al drama del paro. Porque el desempleo no bajará hasta que haya crecimiento. Y el PIB no avanzará mientras las empresas estén asfixiadas por la creciente carga fiscal y la Administración siga engordando.

EL MUNDO ha recabado la opinión de economistas de diferentes tendencias sobre los pronósticos y las medidas anunciadas el pasado viernes tras el Consejo de Ministros.

"Esto va a reventar, la subida de los impuestos es fatal para las empresas que están peleando por mantener a su gente", avisa el profesor de la Universidad de Barcelona Gay de Liébana. Una subida que, a ojos de David Taguas, responde a "la incapacidad del Gobierno para controlar la expansión del tamaño del sector público."

Los 20.000 asesores intocables "Es una situación insostenible e inaceptable. Seguimos empecinados en mantener una estructura administrativa enorme y depredadora", añade desde Londres el gestor de fondos de Ecofin Daniel Lacalle. El enorme peso del "hipertrofiado sector público" es el que está asfixiando y "empobreciendo al sector privado", recuerda Juan Ramón Rallo, del Instituto Juan de Mariana. El problema, a juicio de la gran mayoría, incluso los que no ven con malos ojos las subidas impositivas, es que el Gobierno se ha resignado a convivir con un paro que causa estupor en la UE.

DAVID TAGUAS
Director del Ins. de Macroeconomía de la Universidad Camilo José Cela

Las subidas de la imposición directa han constituido errores muy grave: aumento de 13 puntos en los marginales del IRPF, de 12 en la imposición sobre el ahorro, las subidas en Sociedades y la recuperación del Impuesto sobre el Patrimonio. Y ahora el nuevo sobre los depósitos. Todas han respondido a la incapacidad del Gobierno para controlar la expansión del tamaño del sector público que, desde que se inició la crisis, ha crecido 10 puntos del PIB. La reducción del déficit es muy insuficiente. No consigue ni siquiera estabilizar la deuda pública, que ha crecido en 500.000 millones desde que empezó la crisis.

MANUEL CONTHE
Ex presidente de la CNMV y presidente del Consejo Asesor de Expansión y Actualidad Económica

Las enormes subvenciones para formación a sindicatos y CEOE parecen inútiles. Debiéramos favorecer los trabajos a tiempo parcial. La formación profesional debiera tener mucho mayor peso porque algunas carreras son fábricas de desempleados. El dominio del inglés sería esencial. No veo en el Gobierno una política ambiciosa de racionalización del gasto público.

SANTIAGO CARBÓ
Catedrático de Economía de la Bangor Business School.

Es preciso cuanto antes un programa nacional para el empleo. Es una emergencia nacional. Actuando principalmente sobre la población activa más joven y con menor cualificación, fomentando un verdadero reciclaje. Están otras reformas absolutamente necesarias como la de las pensiones o la de las administraciones públicas, muy tímidas hasta el momento. Y la de la educación, una reforma recurrentemente fallida que implica costes y pérdidas de competitividad durante décadas.

J. M. GAY DE LIÉBANA
Profesor de Economía Financiera de la Universidad de Barcelona.

Es insostenible. Esto va a reventar. En el Gobierno yo no sé en qué están pensando, pero lo que mejor pueden hacer es irse. Después de lo de ayer estoy boquiabierto. Hicieron una rueda de prensa para Bruselas y el FMI, pero de lo que hay que hacer, nada de nada. Además, creo que está realmente más cerca de los siete millones de parados que de los seis. Porque falta el ajuste de la banca, Iberia, las cajas, orizonias. Empiezas a sumar miles y te encuentras luego con los puestos indirectos. Va a ir incrementándose y con una falta de crecimiento atroz. Vamos camino de un 30%. Soy partidario de bajar el IRPF para que la gente tenga más renta disponible y se potencie el consumo. Si bajaras un poco las retenciones, habría dinero circulando. Necesitamos fórmulas sencillas para contratar gente unas cuantas horas, minijobs o como quieran llamarlo. Un régimen de contratación sin servidumbres. También financiación abierta para pymes, que están exhaustas de su capacidad financiera. Y rebajar todo lo que se pueda los impuestos indirectos, todo mejor, pero me temo que será lo opuesto.

JUAN RAMÓN RALLO
Profesor de Economía y director del Instituto Juan de Mariana

Como no se quiere adelgazar nuestro hipertrofiado sector público, se opta por seguir empobreciendo al privado. El error es más que evidente: el Estado vive de la riqueza que generan familias y empresas; matar la gallina de los huevos de oro para darnos un último festín es una política extremadamente cortoplacista, liberticida y enemiga de la recuperación. Se niegan a recortar seriamente el gasto y lo fían todo a la subida de impuestos. Pero ésta es una estrategia condenada a fracasar. La solución era otra: bajar el gasto, bajar impuestos y eliminar el déficit.

DANIEL LACALLE
Economista y gestor de Fondos de Ecofin en Londres

La política fiscal confiscatoria impide crear empleo y riqueza. No se puede intentar solucionar un modelo de baja productividad y alto paro cercenando las posibilidades de crecimiento a las empresas y sectores que pueden crear empleo e invertir. Son precisamente la voracidad recaudatoria y las barreras burocráticas las que anulan los posibles beneficios de la reforma laboral. Porque atacan al emprendedor y anulan las posibilidades de atraer capital. Seguimos empecinados en mantener un peso del Estado y una estructura administrativa enorme y depredadora, que nos puede llevar a una deuda pública sobre el PIB en 2015 de más del 100%, muy superior si incluimos empresas públicas, y a endeudar al país cada año en unos 70.000 millones de media.

JOSÉ CARLOS DÍEZ 
Economista jefe de Intermoney

"Nadie sabe predecir cuándo y cuáles van a ser las causas de un estallido, pero el volcán está muy activo y seguimos desperdiciando el escaso tiempo que queda."

Por P. Rodriguez


6 comentarios:

  1. Respuestas
    1. DON MAMUNA
      No creo, unicamente le sucede que es tonto completo y como todos los tales jamás admitirá que no tiene puta idea de lo que hay que hacer.

      Eliminar
  2. Estamos en los mismos Gobiernos de las Bibianas, Pajines y Pepiños.
    Con títulos, pero lo mismo.
    Lo que hace más horrenda la situación, porque encima, si Sorayita es la muestra de lo que son ahora los abogados del Estado, que Dios nos coja confesados.
    De todo harán con tal de no soltar la teta de todos los cargos autonómicos que les reportan pingües beneficios para repartir en el Partido.
    Solo están dejando una salida.
    Y prefiero no pensar en ella.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON CAPI
      Totalmente una copia de los gobiernos zapateriles y con idénticas ineptitudes. A la "Baila-Tetas" esa le debieron de aprobar la Oposición por despiste, o como bien dices porque el nivel de los Abogados del Estado está como el de los políticos.

      No quiere Rajoy perder un solo puesto mamandurrio y se va a quedar con un Partido peor que el sociata ahora, anulado.

      Terminaremos en algo impensable hasta hace poco : en unas algaradas populares gigantescas que barra todo el SISTEMA.

      Un abrazo

      Eliminar
  3. Tam imbécil no puede ser. Seguro que lo único que hace es seguir instrucciones de esos con faldones que dirigen el cotarro.

    La otra opción es que sea un mal bicho, que también, pero tonto no porque esto no lo hace gratis.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DOÑA CANDELA
      O eso o que tiene comunicación permanente con Rubal y éste le va dictando lo que debe de hacer.

      Y no, no lo hace gratis : lo hace para no quitarles un solo puesto a los familiares de sus amiguetes.
      Si vas al post de TELLA-DOS verás en donde está la clave: en los "asesores" o digitalizados a peso de oro.

      Eliminar