26 junio 2010

Los empleados públicos, de coartada

Los empleados públicos no son una casta exclusiva y chic de nuestra sociedad. Ni una corte de glamurosos que paladean las mieles del privilegio. Más bien, en su inmensa mayoría son trabajadores que desarrollan funciones básicas en la articulación de nuestra sociedad, además de soportar la inquina de quienes los denigran y de ser una frontera entre quienes se relamen viajando en jets privados a costa de todos nosotros y los ciudadanos que precisan de una atención del Estado acorde con parámetros de igualdad, justicia y eficacia.

Así que su contribución para frenar las consecuencias provocadas por los que corroen nuestras estructuras económicas resulta decisiva para que no se paralice la sociedad. La derecha se rasga las vestiduras con la congelación de las pensiones pero no dice nada de los funcionarios. En fin, para que más.

Sin sindicatos, con partidos políticos fuertes, con estructura del Estado fuerte, el espíritu liberal se impondría en todos sus aspectos, como en Francia y en Usa, pero aquí no se da nada de eso.

Si a eso añadimos el curioso proceso de deconstrucción de nuestro sistema judicial en virtud de los intereses que maneja con soltura de galgo el Carabobo Nacional, tendremos un mapa de la crisis más que preciso.

Hablamos de sector público y hablamos de servicios sociales, agentes de las fuerzas de seguridad, funcionarios de prisiones, celadores y enfermería, profesionales de la educación, auxiliares administrativos, en fin, colectivos profesionales sobre los que recae la responsabilidad del sostenimiento y la aplicación de la formación, la higiene y limpieza, la salud y la seguridad de la gente.

Pero la demagogia es imparable e impagable y por eso es sencillo definir al empleado público como una lacra de la burocracia administrativa: detrás de estas soflamas se ocultan los viejos intereses de engañar al gentío echando la culpa de todos sus incompetencias a otros. Lo habitual es que las desastrosas decisiones de los políticos las paguen o se las atribuyan a los funcionarios.

En casi todos los países de Europa, incluída España, si no hubiera Gobierno durante una larga temporada por causa de una crisis política, el país seguiría funcionando de forma normal gracias a la actuación rutinaria de los funcionarios.

Ningún liberal que se precie debería disimular la repugnancia que el franquismo como tiranía nacionalsindicalista le debe producir, y el socialismo como más de lo mismo. Ambos son idénticos.
Si se es liberal, claro. Porque lo que sobra en ambos partidos, peperos y sociatas, es mentalidad franquista disimulada.

Tellagorri


25 comentarios:

  1. Yo no puedo callarme que tengo mucho en contra de los funcionarios, no en vano he trabajado mucho con ellos, y se de que hablo. Y también hay que señalar que los funcionarios de por ejemplo, pais vasco, no tienen que ver con los de otras comunidades, peor pagados.

    Al margen del evidente exceso de funcionarios, del desastre autonómico, etc, considero que hay muchos colectivos que NO deberían ser funcionarios. Claro que tiene que haber policias (y mejor pagados), más médicos, ciertos cargos administrativos, etc...pero el gran grueso de los funcionarios, ¿porque diablos tienen que tener ese estatus?. ¿Porque un profesor ha de ser un funcionario? ¿porque la gente que limpia la ropa en un hospital o un bedel han de ser funcionarios?..etc, son preguntas que podemos resumir o centrar en otra: "¿sería necesario que los panaderos fueran funcionarios?"..claro que no.

    Dicho esto también, no me parece justo que se hayan cargado tintas sobre todos los funcionarios por igual, porque creo que hay muchas desigualdades dentro de ese colectivo, y porque creo se puede distribuir el ahorro de otras formas (empezando por eliminar la ayuda al desarrollo al exterior).

    Cierto, sobre sus hombros llevan el que este pais siga moviendose, pero es que creo fue un error el que este país pusiera tanto peso sobre un colectivo hiperprotegido, angordado hasta lo ridículo y que no olvidemos, calló mientras los políticos los utilizaban para sus chanchullos enchufa amigos.

    ResponderEliminar
  2. SEÑOR OGRO
    Basicamente estoy de acuerdo con el contenido de tu comentario porque no he matizado que el colectivo de funcionarios tiene muchos tragaaldabas que están ahí por enchufe político.

    Los funcionarios de Comunidades autónomas con ideologia secesionista son seleccionados de entre los que son afines. Por ello, hay excelentes médicos que por no ser del PNV no llegaron a acceder a plazas de MIR o de ambulatorios.

    Por otra parte se han duplicado y triplicado los funcionarios que realizan las mismas tareas en base a enchufismos particularistas políticos.

    Y también hay Organismos públicos totalmente obsoletos y creados para dar empleo a amiguetes.

    Pero el objeto de mi post de hoy obvia la existencia de todos esos que no debieran de ser denominados ni catalogados como funcionarios.

    ResponderEliminar
  3. Pues a mí me confesó hace ya tiempo un director de hospital que sale mucho más barato derivar TACs, resonancias, cirujías... hacia la sanidad privada que hacerlas con los medios y personal del hospital si se contabilizan todos los costes. Y que sería menos oneroso llegar a acuerdos con la medicina privada que crear nuevos hospitales y/o contratar más personal.

    Por otro lado hay departamentos con funcionarios A y B (que no son los de sueldos y complementos más bajos)que se tiran 6 meses "planificando" el trabajo de los otros 6.

    Y así hasta el infinito.

    Se da incluso el caso, y es sólo un ejemplo, de funcionarios que, como tienen el "derecho" a renovar las gafas anualmente a cargo del erario público, aprovechan para cambiárselas a toda su familia.

    Los demás ,si no tenemos seguro privado, padecemos listas de espera de años (para camuflarlo se han inventado la apertura y cierre de agendas, teniendo los pacientes que esperar a que se "abra la agenda" para que les den cita con tal de disminuir artificialmente las listas y no dar citas para dos o tres años), ellos en cambio recurren a la sanidad privada con el dinero de nuestros impuestos.

    Lo que tiene que ocurrir con los funcionarios es que desaparezcan, se privaticen los servicios y padezcan el régimen general como los demás trabajadores a los que permanentemente van recortando derechos. Y que se guíen por criterios de eficiencia y productividad porque de lo contrario quebrarán y se irán a la puta calle.

    Como los demás.

    ResponderEliminar
  4. Hola Tellagorri.
    No puedo dejar de agradecerte esta entrada por la razón que tienes y explicas, y por la parte que me toca.
    Lleva también razón el Sr. Ogro. Con la duplicidad de administraciones también se duplican puestos públicos, la mayoría de las veces sin sentido y sólo por colocar a los amiguetes. Pero como bien dices, ese no es tu tema hoy.

    El empleado público está muy mal visto, que tenga un puesto de trabajo garantizado se ve como un privilegio y no como lo que es, un derecho. Un derecho que todos deberíamos disfrutar.

    La gran mayoría está convencida de que tienen un sueldo exagerado. Creo que habría que saber de lo que se habla antes de abrir la boca. El sueldo del empleado público va desde los 800€ hasta...no sé, según el trabajo, no cobra un médico lo mismo que un guardia civil o un funcionario de prisiones.

    Se dice también que hay demasiados funcionarios. Falso si se generaliza. Hay muchos de esos nombrados a dedo con garguillos que no sabemos a qué se dedican, sólo sabemos que pertenecen a tal o cual partido político. Sin embargo faltan en las prisiones por ejemplo, en las que hay un funcionario en un patio con 120/130 internos.
    Y la señora Gallizo pretende abrir más cárceles sin convocar más puestos de funcionarios ¿cómo se hace eso? espero que no pretenda partir en dos a los funcionarios que hay.

    Y ¿quién no ha estado alguna vez en un hospital con un familiar? ¿No le ha parecido que faltan enfermeras los fines de semana?

    Queremos que haya mucha policía en las calles de nuestras ciudades y más guardia civil vigilando por nuestra seguridad, sin embargo nos parece que ganan más de lo que se merecen. ¡Qué hipocresía!

    Que los funcionarios van a apechugar con la rebaja de sus sueldos para paliar el déficit es una verdad como un templo, y que cuando hay bonanza nadie se acuerda de subirles el sueldo es otra verdad como una catedral.

    Y el colmo de la maldad y la ignorancia es cuando un camarero, un panadero, un peluquero, etc., dice "de mi dinero se paga tu sueldo", ya ya, se olvida que con mi dinero pago las copas de su bar, el bollo de su panadería y el corte de pelo de su peluquería.

    Veo bien que se ahorre, pero no que pague el pato la parte más débil. Antes de congelar el sueldo a los pensionistas y rebajarlo a los empleados públicos, que quiten diputaciones, cargos y carguillos, asesores y ministerios absurdos, subvenciones y rechochas.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Me ocurre lo que a Sr. Ogro: he trabajado mucho con funcionarios y he visto cosas de escándalo.
    Claro está que hay grupos profesionales que demuestran gran dedicación y espíritu de servicio y sacrifico, peero son los menos.
    Muchos funcionarios debieran proceder de empresas de servicios y no ostentar tal categoría, pues además de ser prescindibles en muchos casos sus cargos hace tiempo que desaparecieron, pero ellos siguen incrustados en la administración (personal de mantenimiento, jardieneros, etc.)
    El enchufismo en las oposiciones es de lo más escandaloso y grosero...
    Sobran cientos de miles de funcionarios, pero las categorías profesionales más productivas y necesarias para la saciedad no tiene las plantillas cubiertas...
    En fin, que es un tema complejo y muy largo.
    En demasiadas ocasiones pagan los justos por los pecadores.

    ResponderEliminar
  6. Tellagorri, entre el funcionariado habrá de todo: vagos y gente decente...pero es obvio que su papel es imprescindible para hacer funcionar la maquinaria del Estado...siempre he tenido una imagen negativa de ellos por el hecho de que no son eficientes (que no eficaces) es decir necesitan mas tiempo del necesario para hacer las cosas, se las toman con calma, y todo porque la espada del despido no cuelga sobre sus cabezas lo que les desincentiva...por ello pienso que pese a su innegable utilidad se necesitarían introducir mecanismos que los hiciesen eficaces tales como despidos por bajo rendimiento, incentivos por alto rendimiento, sueldos crecientes según objetivos,...

    Saludos.

    ResponderEliminar
  7. Es lo que tiene seguir manteniendo una estructura franquista, pero engordada por el enchufismo de los parasitos de turno, para colocar a amiguetes, colaboradores, y chupopteros de toda ralea y condicion.Una cosa es mantener engrasada la maquinaria del estado, con las personas necesarias para que éste funcione, y otra, tunear a gusto de cada comunidad dicha maquinaria para endosarle servicios que no son necesarios, pero que sirven para justificar los enormes gastos que soportan.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  8. PARA DAMS
    Querido amigo Dams, me dirijo a ti para sacartede un error. Dices "Se da incluso el caso, y es sólo un ejemplo, de funcionarios que, como tienen el "derecho" a renovar las gafas anualmente a cargo del erario público, aprovechan para cambiárselas a toda su familia."

    Verás, mi hijo tiene gafas desde los tres años, tiene 16 y ha disfrutado sólo de 4 pares de gafas, y ello porque como comprenderás mi hijo no tiene la misma cabeza ahora que cuando tenía tres años.
    Los funcionarios no tienen derecho a cambiar de gafas todos los años, simplemente te ayudan con 30€ cada vez que cambies de lentes y no lo hagas en el mismo año.
    Muface también da una ayuda para las ortodoncias que superen los 446€.

    Como ves, no tengo ningún problema en contar las cosas, eso sí, con conocimiento de causa y no de oídas.

    Ah, por supuesto que del sueldo de mi marido dan un buen bocado para pagar el seguro, no te vayas a pensar que me sale gratis.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  9. Incluso con un estado centralizado bien estructurado y eficiente sobra el 70% del funcionariado.

    Y el que no mamonea por arriba mamonea por abajo, son un lacra.

    ResponderEliminar
  10. Ah, se me olvidaba decir a quien no lo sepa, que los empleados públicos también pagan impuestos.
    Es que parece que creen que cuando van a la gasolinera le ponen otro precio rebajado, o que cuando se hipotecan no pagan impuestos.

    ResponderEliminar
  11. DAMS
    Mucho de lo que dices entra dentro del tópico existente sobre el funcionariado, en donde, como en todas las profesiones, hay gente eficiente y competente y vagos sin trabajo cobrando nóminas.

    Y es que las clases de funcionariado son también muchísimas, y no se puede comparar a los que atienden enfermos en un hospital, a los que cuidan, vigilan y atienden a presos en Prisiones, con los que se sientan en una taquilla al público y son repelentes y entorpecedores de cualquier agilismo del procedimiento.

    ResponderEliminar
  12. ELENA
    Te has defendido solita muy bien en la defensa de muchos probos y sufridos funcionarios, y no necesitas que te eche una mano.

    Este post iba en atención a uno que tú conoces muy bien.

    ResponderEliminar
  13. ASPIRANTE
    El tema funcionarios tiene muy mala prensa en razón a un TIPO DE FUNCIONARIO que nos ha tocado a todos ( por ejemplo en los Gobiernos Civiles para renovar el DNI o en Tráfico para idem con el permiso de conducir.
    Era y creo que sigue siendo igual en muchos sitios, un tipo de funcionario abusón, amigo de crear colas y que el gentío se desespere esperando turno, y muy proclive al "Vuelva Ud. mañana".

    Pero no olvidemos a los bomberos, guardias civiles, personal de ambulancias de urgencias, el de Prisiones ( con toda la carga que eso conlleva de tener que aguantar y tratar con chorizos, asesinos y terroristas),Notarios, médicos de ambulatorios, Munipas, etc. etc.

    ResponderEliminar
  14. El funcionariado lleva siglos viviendo con una mentalitad especial, pero el de Ministerios y Organismos públicos como Diputaciones, Ayuntamientos grandes o Gobiernos Civiles.

    Es la mentalidad del que cobra poco pero tampoco trabaja, y la del que es un pobre diablo en la sociedad y allí se siente "alguien".

    Sin embargo, quitando a ese tipo de funcionario y que es con el que topamos casi todos los ciudadanos, existen miembros del Funcionariado sin los cuales el Estado se paralizaría.

    ResponderEliminar
  15. DON MANUEL

    Lo que ha terminado de enrarecer o crear mala prensa para el Funcionariado, es su triplicación por las Comunidades Autónomas y Ayuntamientos desvergonzados, para exclusivamente dar un sueldo a los amiguetes.

    Pero quitando esa guinda, el funcionariado, tan variado de por sí, cumple con la misión de hacer andar al país aunque se quede sin Gobierno.
    Eran y son odiosos esos chulos de ventanilla que a posta creaban largas colas para tramitar documentos absolutamente necesarios para el ciudadano, como un DNI., un Pasaporte o un Permiso de Conducir.

    Recuerdo que en la Transición, los funcionarios transferidos a las Comunidades Autónomas ( por ejemplo al país vasco) tras 30 y 40 años de servicio cobraban nóminas de 40 a 50 mil psetas mensuales, y los empleados designados por el Gobierno Vasco percibian un mínimo de 75.000 pesetas.

    ResponderEliminar
  16. Gracias Tellagorri.
    Sólo he expuesto las cosas como son desde mi experiencia como mujer de funcionario.
    Contando la verdad, sin dejarme engatusar por lo que se cuenta y se dice sin conocer las cosas.
    Que sobran funcionarios, es verdad, pero no en según qué sitios.

    Mi marido trabaja sábados y domingos, noches y festivos, Nochesbuenas y Viejas, Viernes Santos y Domingos de Resurrección.
    Se las ve con más de 120 internos en un patio solo.
    Paga impuestos, le quitan un buen pellizco de la nómina para el seguro y para colmo tiene una jefa que siempre anda echándoles mierda, una inepta sociata más.

    Y no me quejo, soy una privilegiada por comer todos los días en estos momentos de crisis, pero que no me cuenten milongas, porque salto y araño ante la mentira.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  17. ISRA

    No, Isra, no son una lacra si los valoras en función de las actividades de cada tipo de funcionario.
    El que trabaja en una Prisión debiera de cobrar como un ingeniero de Caminos, y el que atiende urgencias hospitalarias se lo gana a pulso su sueldo. Al igual que los que arriesgan su vida apagando incendios, entrando en las casas en donde toda la familia lleva cuchillos en la mano para atacarse, o buceando en ciénagas buscando cadaveres.

    ResponderEliminar
  18. Doña Elena

    Lejos esta de mi ánimo polemizar con usted. Pero la verdad es la verdad aunque escueza.

    TODOS los españoles, salvo los funcionarios, estamos OBLIGADOS a cotizar a una seguridad social que nos presta un servicio pésimo con listas de espera insufribles. Y es sangrante que los mismos que gestionan esa seguridad social y que cobran del erario público, recurran a la sanidad PRIVADA sin estar obligados a cotizar a la pública.
    ¿Que pagan sus impuestos?: ya jodería que el que me inspecciona defraude.

    Los españoles como usuarios padecemos una sanidad con unas listas de espera insoportables, una justicia inútil y lenta en que los delincuentes campan por sus anchas, una inseguridad enorme....y todo eso con un porcentaje de funcionarios inaudito en comparación con los países que nos rodean.

    No se en elcaso de los funcionarios de prisiones pero en muchos ayuntamientos y comunidades autónomas y otras administraciones, ademas de las de Muface, y complementándolas, tienen unas prestaciones extaordinarias que hacen que las gafas, y no sólo ellas(empastes, endodoncias,impantes, ortodoncias, prótesis auditivas.....), salgan gratis TOTAL.

    Como verá tampoco hablo de oidas y NO miento.

    Lo siento pero mi opinión es que los servicios públicos deben privatizarse y guiarse dichas empresas por criterios de eficiencia y profesionalidad. Y si no lo hacen y tienen que quebrar que quiebren. Como las demás. Que ya habrá quien preste el servicio.
    Y si se siente ofendida por ello y "araña", lo siento. pero no por ello va a cambiar mi opinión.

    ResponderEliminar
  19. Amigo Dams, tampoco pretendo polemizar contigo, tan sólo hablo de lo que sé, y si tú hablas de lo que sabes será porque te relacionas con una clase de funcionarios muy privilegiados, de esos que ocupan puestos políticos, nombrados a dedo, o "de alto postín".

    Yo conozco "los privilegios" de los funcionarios "normales", de los de un funcionario de prisiones, de una enfermera, de un guardia civil, de un médico, de una maestra, de un profesor de instituto... por cercanos, por ser familiares. Y por ello sé que no tienen gafas ni ortodoncia gratis total.

    Tienen un puesto de trabajo ganado por oposición con un sueldo, unos más alto que otros, y al cual se le RESTA una parte para pagar el seguro médico. O sea, no pagan seguridad social porque PAGAN otro tipo de seguro.

    Y desde luego lo que a mí no se me ocurriría nunca es dar caña a otro trabajador generalizando y dando por hecho que todos son iguales basándome en un conocimiento parcial del tema.
    No digo que mientas, digo que no conoces más que una parte del tema y yo te hablo desde la experiencia.

    Y por supuesto me parecería un desatino la privatización total de todos los servicios de un país, eso sólo lo propone alguien con posibles económicos que pueda pagar médico y maestro. Desde mi punto de vista más o menos liberal, el Estado debe garantizar un mínimo de servicios.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  20. Elena, confundes la prestación del servicio con el pago de este. El que la prestación se privatice no quiere decir que los usuarios tengan que pagarlos en mayor medida de lo que lo hacen. Es más creo que el coste para la administración sería menor y las prestaciones mejores. Su último párrafo me parece absolutamente demagógico. El que un liberal abogue por la privatización de los servicios es lo normal. Lo raro es que defienda la hipertrofia funcionarial del estado.

    Lo que me parece un síntoma de degradación del sistema es que os parezca normal que mientras al común de los ciudadanos no le queda otra, porque está obligado, que sostener el sistema público sanitario (a no ser que tenga dinero para pagar DOS seguros) los trabajadores de ese mismo sistema público recurran al privado. Si TODOS pudiéramos hacer lo mismo se irían al paro.Si ellos no defienden y valoran su servicio usándolo ¿porque lo vamos a hacer el resto?.

    No me refiero a funcionarios de alto postín, y lamento que hayas cogido el rábano por las hojas y te centres en la anécdota de las gafas cuando yo critico el SISTEMA funcionarial como prestador de servicios en su conjunto (no confundir con el pago del servicio, que nadie se quedaría sin prestación), me refiero ,por poner un ejemplo de los muchos que hay, a todos los empleados públicos del ayuntamiento de Santander que además de las de muface (34 por gafa y 13 por cristal) suman una prestación extraordinaria de 51 por montura y 17 por cristal. A mí me salen 145 euros(34+13+13+51+17+17) y en Visionlab te dan dos pares por 49 euros.

    Y repito, me parece un síntoma de degradación del sistema que os parezca normal. Yo soy capaz de entender perfectamente que a un funcionario que trabaja con ordenador continuamente y se ve afectada su visión se le paguen las gafas e incluso una operación laser. ¿Pero al resto y a sus familias?. ¿El que , como has dicho, al niño le crezca la cabeza, es motivo suficiente para que los españoles la subvencionemos vez tras vez las gafas?. Pero insisto lo de las gafas es una anécdota, el rábano por las hojas. La categoría son unos servicios pésimos con un gasto ingente y un porcentaje de funcionarios inaudito en comparación con los países que nos rodean.

    Muface:

    http://www.sap-sindicato.es/ARCHIVOS%20PDF%20Y%20DOC/CUADERNOS/PRESTACIONES%20MUFACE%202006.pdf

    Ayto Santander:

    http://www.csi-csif.es/cantabria/modules/mod_local/archivos/acuerdos/Acuerdo%20del%20Personal%20Funcionario%202005-2007%20%20Ayuntamiento%20de%20Santander.pdf


    P.S:
    Si sigues usando la demagogia sindicalista e izquierdista(Los pobres se quedarán sin médico y educación y lo propones porque eres millonario)te crecerá barba como a Cándido Mendez o bigote como a Toxo y saldrás fea en las fotos.

    P.S.2:
    Que me disculpen los Santanderinos, sólo los he puesto como un ejemplo más. No tengo nada personal contra ellos

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  21. DAMS
    Te estás ensañando con ELENA y no estoy de acuerdo porque radicalizas todo.
    Primero, en todos los países (Gran Bretaña, Francia, Alemania, Usa, etc. ) existen FUNCIONARIOS sin los cuales el Estado no funcionaría y el país tampoco.

    Segundo, las prestaciones que perciben los funcionarios de categoria baja, media y no alta son una miserable compensación a unos sueldos bajísimos. En el Estado. En los Ayuntamientos y Comunidades es otra cosa. Porque se ponen salarios conforme al Partido que gobierna para mantener los votos. No en el Estado.

    Tercero, las prestaciones de MUFACE son una porquería en comparación con las que perciben los afiliados a la Seguridad Social, tanto en atención médica, farmaceútica como en pensiones de jubilación.

    Cuarto, el marido de Elena es un funcionario de prisiones cuyo trabajo se las trae y no se parece ni de lejos al que realiza un chupatintas de una oficina o a uno que atiende una ventanilla al público. Como tampoco el de un bombero, el un policía o el de buceador de la Guardia Civil en busca de cadaveres.

    Por tanto, DAMS, estás confundiendo el concepto particular de un tipo de funcionario rácano con el de la generalidad, y además no existe ningún Estado Moderno que pueda mantener el confort de sus ciudadanos sin funcionarios, por muy privatizables que te parezcan muchos servicios.

    Una prisión no es privatizable, y tampoco el servicio sanitario, y lo prueba que en Usa están tratando de crear algo remotamente parecido a la Seguridad Social europea porque sus sistemas privados son una calamidad para los no pudientes.

    ResponderEliminar
  22. Gracias una vez más Tellagorri, tu comentario me parece perfecto.

    Dams, me dices que no pretendes polemizar conmigo sin embargo es lo que estás haciendo.
    Pero bueno, como creo que me asiste la razón, te sigo contestando.

    Me dices que hago demagogia por afirmar que no todos los servicios se deben privatizar, vamos a ver, cómo vamos a privatizar una prisión si ni siquiera las autonomías quieren su transferencia, sólo la pide el País Vasco por el problema que ya sabemos todos.

    ¿Privatizamos el ejército? crearíamos una panda de mercenarios ¿no te parece? ¿es lo que quieres?

    Dices que la sanidad pública es malísima, a mí no me lo parece, ni a un montón de extranjeros que vienen a operarse a España. No será tan mala.
    Y un dato que creo desconoces, la mayoría de funcionarios de nueva hornada eligen Seguridad Social para su cobertura sanitaria. Por algo será.

    Tengo la nómina de este mes de mi marido delante y en concepto de DEDUCCIONES suma 995€ ¿lo dejamos en mil? ¿te parece poco para una familia con dos hijos?
    De I.R.P.F. más de la mitad de la cantidad anterior.
    Estas deducciones sirven para el mantenimiento del Estado como las de cualquier otro trabajador. No creas que el funcionario come del Estado sin aportar nada a cambio además de su trabajo.

    Para MUFACE varía la cantidad mensual, pero supera cualquier cuota de cualquier trabajador a la SS.
    Y vuelvo a las gafas, nadie me paga las gafas, las pago yo y MUFACE me ayuda con 30€.
    Y te puedo asegurar que los dientes de mis hijos me están costando un riñón. Y mis empastes 50€ cada uno. Sí disfruto de una limpieza dental al año.
    Esa es la verdad y lo demás falso, al menos en mi caso y en el de los funcionarios de otras categorías que conozco.

    Amigo Dams, créeme que un verdadero liberal con la cabeza bien amueblada no puede pedir la privatización de todos los servicios de un país.
    El Estado debe garantizar unos servicios básicos para todos.
    Allí donde no llegue el AVE debe llegar aunque sea un autobús a recoger al ciudadano que como tú y como yo paga sus impuestos. Entiendo que una empresa privada no construirá una red de trenes para recoger a un ciudadano en la punta del país.
    Debe haber carreteras del Estado, y si alguien quiere hacer una autopista, que la haga, pero no nos pueden obligar a todos a pagar peage.
    A quien reniega de la Sanidad Pública, no voy a desearle una enfermedad grave en USA, aunque sería la mejor forma de convencerse de lo contrario.

    Otro dato, según las últimas estadísticas, el absentismo y las bajas laborales se da en mayor medida en la empresa Privada que en la pública, vaya por Dios, otro mito desmontado.

    En mi caso y en el de todos los funcionarios hay una nómina transparente, en ella pone lo que se gana y las deducciones. No todos podemos decir lo mismo.
    En un país de pillos como es España, no todos podemos mostrar esa nómina transparente, en mi casa entra lo que entra y está en el BOE, no hay más que un sueldo al mes y una declaración de renta al año. Todo es dinero blanco.
    Creo, sé, que se maneja mucho dinero negro en la empresa privada en la que la mayoría de las veces no se hace ni contrato.
    Becas, viajes, muebles, ropas...etc., que disfrutan muchos de los que critican a los funcionarios pero que, aunque en sus nóminas pone "X" cobran mucho más por debajo de la mesa.

    El patrón de mi marido es el Estado, como el tuyo es otra persona, jamás mi marido polemizaría contigo por cuál es tu patrón.

    Y por último me dice que él no es un funcionario, es un pringao.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  23. Tellagorri, como no pretendo continuar la polémica sólo 2 pequeñas puntualizaciones y una reflexión:
    - En USA el sistema público sanitario existente cubre a los pensionistas mayores de 65 años (programa Medicare, regulado y gestionado por la administración federal que incluye un sistema de copago de medicinas), a las personas sin recursos (programa Medicaid, regulado para toda la federación pero gestionado por los estados) y a los niños de familias con recursos limitados (no cubiertos por Medicaid). Los programas públicos se gestionan de manera prácticamente total mediante el pago de los servicios a instituciones privadas.No existe una red de hospitales o centros sanitarios públicos ni se han planteado que la haya, solo amplían la cobertura a gente que no la tenía y obligan a las aseguradoras a mejorar sus prestaciones . Cosa que me parece bien. Como ya he dicho no hay que confundir un sistema público de protección (su pago) con la prestación del servicio.
    En suiza el sistema sanitario y de pensiones también es privado y no oigo a los suizos quejarse.
    - Las cárceles, como todo, también pueden ser privadas: en USA lo son.
    - Si en España hasta los que se dicen liberales defienden en sistema público hipertrofiado que padecemos, o incluso lo público en general; NO tenemos remedio.
    Sorprendido me ha, Maestro Tellagorri.

    Un saludo y fin de mi intervención en este post.

    ResponderEliminar
  24. Amigo Dams, aunque el anterior es tu último comentario sobre este tema, no puedo dejar que este apartado se cierre con una reflexión errónea como la tuya a mi entender.

    En USA el sistema sanitario es una calamidad para el que no tiene aseguradora.
    El sistema sanitario público deja sin cobertura a un montón de gente, a los de 30, 40, 50 años...
    Hace poco contó un periodista del corazón su experiencia: le picó no sé qué insecto y los días que estuvo ingresado ascendían alrededor de los 3000€ día. ¿Podrías tú pagar eso? yo, te aseguro que no.

    En cuanto a las cárceles, no son privadas del todo, mantienen un régimen mixto pero con mucha polémica:
    el Estado deja en manos de un empresario la gestión del recinto carcelario. Los internos están OBLIGADOS a trabajar para dicho empresario con lo que éste se aprovecha de una mano de obra baratísima y de ello saca mucho beneficio.
    Además, si el Estado se gasta 1000 en una cárcel y ese dinero se lo da a un empresario para gestionarla, el empresario, no dudes que se gastará sólo 800 y los 200 restantes se lo echará al bolsillo, con lo cual, el servicio pierde en calidad.
    Nos puede parecer muy bien que trabajen los presos, vale, pero ello supone explotación y mano de obra barata que como consecuencia traería paro afuera.

    Veo bien que se privaticen muchos servicios, que ahorre el Estado, que se suprima el exceso de funcionarios allí donde se pueda, pero hay servicios que creo están mejor en manos del Estado.

    Saludos.

    ResponderEliminar