Paisaje relajante

16 septiembre 2014

Paises jetas y países membrillos

Después del reparto de África, los depredadores coloniales escrutaron el globo terráqueo en busca de nuevas presas. ¿Por dónde seguimos?, se dijeron. ¿A quién despojamos ahora? Mal asunto. No encontraron dónde meter la cuchara. Todo tenía dueño. El globo entero estaba ya parcelado.

Lo que no era metrópoli era colonia. Hasta el más recóndito rincón­ estaba escriturado. Sólo quedaba libre el desierto helado y estéril del Polo Norte.

Una porción considerable del mundo estaba en poder de Es­paña y de Portugal. Las dos naciones ibéricas que en otro tiempo fueron poderosas estaban prácticamente arruinadas y sólo podían oponer unos ejércitos de mierda al poderío económico y militar de Inglaterra, Alemania y Estados Unidos.

"Robemos las colonias a estos desgraciados, que además ni siquiera son blancos sino, más bien, café con leche", pensaron los poderosos. La agresión dispuso de una sutil coartada ideológica, una especie de darwinismo social, en virtud del cual los pueblos del mundo se dividen en dos grandes especies:
de un lado, los que contaban con potentes marinas de guerra y con ejércitos equipados y entrenados; del otro, los que vivían de sus exiguas rentas propias de países no industrializados y eran incapaces de afrontar las ingentes inversiones que la guerra moderna requiere.

El reparto fue simple: Inglaterra y Alemania se adjudicaron las colonias portuguesas; Estados Unidos, las españolas; Francia e Inglaterra, las turcas.

A España le habría resultado más barato, y hasta menos humillante, ceder sus últimas colonias sin resistencia (Estados Uni­dos insistía en comprarle Cuba), pero mediaron turbios intereses de una oligarquía que, vestida de patriotismo, arrastró al país a la guerra de 1898, en la que los modernos acorazados americanos hundieron a los  navíos españoles. Cuba y Filipinas, las últimas posesiones del Imperio español, pasaron a la tutela de los yanquis.

Los estadounidenses habían enseñado al mundo cómo se construye un imperio cuando conquistaron el Oeste.
Primero se permite a los comerciantes, a los colonos y a los mineros que invadan tierras indias (los sioux, los apaches y todo el catálogo que vemos en el cine). Después, cuando estallan reyertas entre colonos y nativos (guerras indias) o con gobiernos legítimos (caso de México en el contencioso por Texas), se envía al Sépti­mo de Caballería a proteger a los colonos y exterminar a los in­dios o, si se trata de una nación, a derrotarla y obligarla a ceder el territorio en disputa como reparación de guerra.
Finalmente, la nación civilizadora incorpora ese territorio con el pretexto de proteger a los oriundos que la pueblan y de beneficiarlos con la civilización y el progreso.

POST DATUM
Con el gobierno que tenemos en MadriZ, a partir de 1982, están los catalufos pensando en imitar todo esto. Nos mandarán colonos a "Spain" y luego vendrán los "Mozos de Cuadra" a protegerlos de los "indios".De la locura nacionalista catalana tiene la culpa una palabra introducida en la Constitución del 78 :"Nacionalidades"


12 comentarios:

  1. A ingleses, franceses y alemanes ya les dieron las del pulpo quitándoles todas las tierras colonizadas o usurpadas.
    Ahora los que mandan "colonos" son los musuomanes a todos estos países, incluído el nuestro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON JORGE
      Lo peor es que ahora los colonizadores son islamistas y absolutistas, con costumbres del siglo VII de nuestra Era.

      Eliminar
  2. Los españoles somos tan lerdos que aun hoy consentimos lo de Gibraltar, algo inaudito, que viola todos los acuerdos y la legalidad internacional.

    Y teniendo nosotros los ases, les permitimos todos. Lo dicho, más tontos que un trozo madera.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. SEÑOR OGRO
      Mientras no les enseños los dientes a los jamón de york, tal como ha hecho Putin con Europa entera, no hay nada que rascar en Gibraltar.

      Estoy de acuerdo : nuestro gobiernos sucesivos son inútiles y TONTOS DE MADERA.

      Eliminar
  3. Ya lo he manisfestado alguna otra vez. Nuestra desgracia peor de todas es, que existe media españa pasando por hacha la manguera de la otra media. Cosa que no sucede en otras naciones. No hay mas que ver como ejemplo a nuestros respectivos e inefables Parlamentos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON JUAN CARLOS
      Sí es verdad lo que dices. Desde Chindasvinto el país se dedica a arrear a la otra mitad y eso lo saben muy franceses e ingleses y siempre se han aprovechado de ello.

      Eliminar
  4. Pero lejos de condenar la actuación de esos países hay que aplaudir su coherencia y sus cojones, era lo que hizo España en su época, pero se ve que en algún momento perdimos eso que llamaban furia española (cómo no, salió en su momento en el júrgol cuando aspiraban a descomnulaes primas por ganar... no te jode, si todo cristo juega para ganar).

    También es cierto que en el pecado llevan la penitencia, a nosotros nos llegaron sudaquillas (total, sólo sufrimos sus asquerosos bailes, su despreciable música y su curiosa forma de vestir tan estravagante de colores chillones), pero a ellos se les han llenado sus ciudades de moracos chungos y peligrosos.

    Y por finalizar con el sangrante asunto de Gibraltar, la solución la dio Francia en los años 60 en el seno de la CEE con la crisis de la silla vacía, España deja de participar a todos los niveles en la UE hasta que Gibraltar sea devuelto y punto pelota (aunque predomine la mayoría absoluta esto le daría la puntilla a ese engendro de UE). Por no mencionar que sería un aviso a navegantes, si haces eso por Gibraltar que no harías frente a desafios como el catalán y vasco (estos están muy calladitos, pero son igual de peligrosos que los catalufos).

    Sigues con italianas, pero no soy de la Sofi, soy más de la Moni.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON ISRA
      Lo de "FURIA ESPAÑOLA" es un tópico que dejó de existir en Rocroi cuando desmantelaron a nuestro Tercios en tiempos del Conde-Duque.
      Todo lo posterior de nuestra Historia es una sucesión de chanchullos que siempre pagan los labriegos llamados por cuota a ir de soldados a la guerras.

      El más bravo rey que habeís tenido en Castilla, y que tambiém lo era de los vascos, fue Pedro I. Y se lo cargaron sus hermanastros los Trastamara. Desde entonces las riendas las llevaba Aragón al mando de Fernando II, de Sos del Rey.

      Sigo con las italianas porque la Sofi era una señora no comparable con nada ni nadie. Ahora tiene 80 años.

      Eliminar
  5. A perro flaco todo son pulgas, pero no desesperemos que por suerte los nacios en realidad también son españoles..... y por tanto egoistas, vagos, corruptos y más preocupados en pelearse entre ellos que con el enemigo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON CSC
      No sólo que los nazios son vagos, egoistas y chanchulleros, sino que lo SON LOS MÁS OPORTUNISTAS y trileros de todos.
      Pero frente a terceros, por ejemplo el gobierno de MadriZ, SE UNEN entre ellos como una piña.

      Eliminar
    2. Ese es nuestro gran problema, que son al contrario que el del chiste, son capaces de dejarnos ciegos, a cambio de que a "MadriT" "MadriZ" o como quieran llamarlo lo dejen tuerto.

      Eliminar
    3. DON CSC
      Los peneuveros y los ezquerros odian a Madrid más que la exmujer de Berlusconi a su ex, cuando tanto los vascos, con su ayuda Fernando e Isabel fueron básicos en la guerra civil castellana para imponerse, como los catalanes para el Reino de Aragón en sus guerras con genoveses, venecianos y napolitanos para consolidar sus dominios en Italia y en el Mediterraneo.

      Eliminar