Paisaje relajante

20 junio 2016

Els Nous Historiadors

Como algunos de ustedes saben, me gusta mucho la Historia; sobre todo, porque sin ella es imposible considerar el presente. Sin Tácito, sin Pérez del Pulgar, sin Michelet, se haría muy cuesta arriba saber cómo diablos, para bien o para mal, el ser humano ha llegado hasta aquí. Diversión y amenidad aparte -elementos nada desdeñables-, la Historia proporciona claves para comprender y comprendernos. También, lucidez crítica y cierto analgésico consuelo. Una especie de resignación culta ante lo inexorable.
Por eso en casi todas mis novelas, de forma explícita o implícita, late la Historia como enigma, como clave. Como elemento de fondo.

Sin duda, desde el principio, la Historia ha sido manipulada por unos y otros. Nada escapa a eso. De ahí que sea importante no tragarse una fuente a palo seco, sino abrir el abanico, leer mucho, comparar y oponer autores diversos. Diferentes puntos de vista. Nada hay menos digno de confianza ni más peligroso que quien lee un solo libro.
Leer muchos otorga lucidez crítica, fundamental a la hora de moverse por el impreciso paisaje de la memoria y de la vida. Ayuda a extraer lecciones, digerir contenidos, detectar manipuladores. Y también a detectar imbéciles.

Hay en Cataluña un chiringuito subvencionado, Instituto Nova Historia, que, aunque no se adorna con los laureles del rigor, proporciona en cambio un material humorístico de primer orden. Que sus miembros carezcan de sentido del humor lo hace más divertido todavía. Ese Instituto celebró hace poco un congreso financiado por ERC, con objeto de demostrar científicamente que la nación catalana -de cuya existencia, por otra parte, no dudo- está detrás de cada una de las principales gestas y personajes de la Humanidad.

Desde aquel congreso hasta hoy, animados por el éxito de público y crítica, esos historiadores se han crecido, recreándose en la suerte, y con admirable periodicidad nos aportan algún descubrimiento nuevo. Por ejemplo, según los investigadores del INH, el humanista Erasmo de Rotterdam y el navegante Magallanes eran catalanes hasta las cachas, pero los perversos historiadores españoles ocultaron su verdadera patria. En cuanto al Cantar de Mio Cid y El lazarillo de Tormes, son anónimos porque sus autores, por miedo a la Inquisición y al Estado español, decidieron ocultar su identidad claramente catalana. Hasta la bandera norteamericana es de origen catalán, directamente inspirada -ojo al dato- no en la señera, sino en la estelada. Y lo que algunos indocumentados llamamos España no es sino una creación artificial, inexistente, aunque de génesis esencialmente catalaúnica.

JORDI BILBENY
Concretando más: un tal Jordi Bilbeny, del INH ese, ha descubierto, él solo y a pulso, que Cristóbal Colón procedía, en realidad, de la familia barcelonesa Colom, y que el supuesto veneciano Marco Polo no era veneciano, sino un conocido explorador catalán que viajaba bajo seudónimo porque era tímido.
También, para redondear la cosa, ha probado que los textos de Santa Teresa de Ávila, catalana de toda la vida, nacieron originalmente en lengua de allí, aunque luego fueron víctimas de una mala traducción al castellano.
Por su parte, Lluis Batle, otro brillante colega del INH, acaba de demostrar con solvencia absoluta que el autor anónimo de La Celestina, aunque ocultó su nombre por razones de seguridad, era catalán sin lugar a dudas. Se le nota en el prólogo.
Por su parte, Manel Capdevila, otro fino rastreador de fuentes históricas, sostiene que Leonardo da Vinci descendía de los monarcas catalanes del reino de Catalunya, falsamente llamado de Aragón en los documentos de la época.
Y un figuras llamado Pep Mayolas -primer espada de la neohistoria- afirma sin despeinarse que el filósofo Erasmo de Rotterdam era en realidad hijo del catalán Cristófol Colom, descubridor de América. Zasca.

Dirán ustedes que ya vale, que se hacen idea. Que les duelen los ijares de reírse. Pero la cosa no acaba ahí. Según los artistas del INH, Miguel de Cervantes se llamaba Miquel Servent y su Quijote lo escribió en catalán, perdiendo mucha calidad en la torpe traducción que se hizo al castellano.
Por su parte, las cosas claras, el Gran Capitán no se llamaba Gonzalo Fernández de Córdoba, sino Ferran Folch de Cardona. Y Ponce de León era de Gerona, cuidado.
Tampoco la reconquista empezó en Asturias, sino en Cataluña, así que menos lobos. Y la guinda se la pone a todo el neohistorietas Lluís Mandado: la lista de los reyes godos es, en realidad, una lista de reyes catalanes.
Y el Cid no era de Vivar, sino de Biure dEmpordà; su título, Cid, pertenecía a un linaje catalán y pasaba de padres a hijos. Con dos cojones. Como el traje del Hombre Enmascarado.

Arturo Perez Reverte



14 comentarios:

  1. Esto te lo dicen el 28 de diciembre y lo achacas a la tradición del día.

    ResponderEliminar
  2. DON TRECCE.
    Efectivamente es más propio del día de los INOCENTES, pero los autores de esas "investigaciones" están convencido de haber descubierto un nuevo Mediterraneo. O por el contrario son unos timadores profesionales y los tarados son los políticos que les pagan.

    ResponderEliminar
  3. Amigo Javier, estoy realmente enfadado contigo. Ahora por tu culpa voy a tener dos días de dolor de mandibulas insoportable, que sepas que se me han desencajado por las carcajadas. Voy a preguntarles a estos de Nova Historia a ver si mi apellido tiene también orígenes catalanes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON JAVICHU.
      Ya siento que se te hayan desencajado las mandibulas pero la culpa la tienen unos tipos con birrete y nulo cerebro que habitan cerca del Pirineo.
      Lo de tu apellido es seguro que es catalán dado que hasta los israelitas son de origen cata
      lán por aquello de que "hebreos" viene de IBRI o río Ebro, del cual salieron todos los pueblos bíblicos y sobre ese río los catalanes tienen el control completo desde antes de Noé.
      La única duda que persiste es si los que fundaron las dinastías egipcias de faraones eran catalanes o bilbainos.

      Eliminar
  4. Don Javier, por muy esperpénticas que parezcan las afirmaciones del Instituto de la Nueva Historia, doy fe que son muchos (la gran mayoría de los que creen en la utopía de los Países Catalanes) quienes las creen y les dan veracidad y publicidad hasta el punto de discutirte que Cervantes era catalán, vecino de Esparraguera... pero lo más vergonzante, e indignante, es lo bien que viven los eruditos de esta amalgama de instituciones, todas regadas con dineros públicos contantes y sonantes.
    Se aplica el dicho aquel que reza... "ande yo caliente (de dinero indepe), y ríase la gente" (de las imbecilidades que llegan a decir).
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON HEREP.
      Muchísimas gracias por CONFIRMAR la veracidad de todas estas majaderías que se inventan los "bien pagaos" vivos que viven del cuento catalán.
      Aquí hubo una época en que se inventaban otro montón de "cuentos baskos" pero ya han debido de aburrirse. lo malo es que demasiada gente se creía esos inventos, y supongo que en tu tierra sucederá lo mismo.

      En el caso nuestro lo terrorífica era que quienes se hacían de "historiadores" eran clérigos y nuestra gente siempre cree lo que los sotanados les dicen. Era comparable a lo que ocurrría en Irán con sus imanes o clérigos.
      Comprendo lo incómodo que debes de vivir oyendo tanta idiotez y viendo que el gentío se las toma en serio a tu alrededor. Contra el fanatismo, sea cual fuere, no hay arma con la que luchar. Pero con el tiempo también esos fanatismos se truecan en contra y ahora mismo tenemos que aquellos gritos multitudinarios de "independentzia" hemos pasado a que unicamente un 10% de votantes vascos son partidarios de la misma.

      Eliminar
  5. No tienen remedio, el problema es que les hacemos caso. E incluso en la ciudad de Barcelona ofertan rutas turísticas para ver la casa natal de Colón, entre otras maravillas. Imagínese lo que hacen con el 1714.... El problema no es que se crean las películas sino que nos obligan a los que no nos las creemos a creernoslas o ser quemados en la hoguera. Al final poco a poco consiguen cambiar la realidad de las cosas.

    Yo llevo muchos años quemado con lo de los nombres de las ciudades.... no paran de abrasarnos a los aragoneses con que hay que decir LLeida y Girona, e incluso nos obligan a ponerlo en las señales de nuestras carreteras. Eso sí, como siempre para un buen nazionalista funciona la ley del embudo, ellos ponen Osca, Saragossa, etc. etc. sin ningún rubor y dicen que hacerlo es "normalización" no una falta de respeto.

    Por mi parte he pedido varias veces a organismos públicos aragoneses que actúen en consecuencia, y cambien las señales a las antiguas de Lerida... etc. mientras en Cataluña no hagan reciprocidad. Alguna vez se ha solicitado por los cauces legales, y normalmente no contestan.... ley del embudo. Como cuando piden papeles a Salamanca pero no nos devuelven las obras de arte de Villanueva de Sigena.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON CSC.
      Hace tiempo que un servidor llegó a la conclusión de que el NACIONALISMO catalán y vasco es una ENFERMEDAD MENTAL mucho más dificil de curar y tratar que el Alzheimer, y por tanto lo único que cabe es no seguir sus imposiciones habituales de denominaciones modificadas o de uso de palabros inventados.
      En mi caso jamás uso la TX en sustitución de CH ("Txapela") o la "B" en sustitución de toda "V", etc. etc.

      Creo que racionalmente es imposible de combatirlos porque todos sus fandamentos de todo tipo son falsos, y unicamente nos cabe esperar que la sociedad SE CULTURICE. Cuando veo el programa de Antena3 BOOM (único que miro en la TV) me quedo pasmado de que la mayoría de los concursantes (con una supuesta formación académica) no sean capaces de distinguir las épocas de la Historia y les dé lo mismo decir Alejandro Magno que Fernando VII. No saben en que siglo vivieron ninguno de los dos.
      Lo que demuestra que el gentío se sabe los nombres de actores de pelis de toda época así como los títulos de cancioncillas de cuatro décadas, pero no distinguen los países de Africa con los de Asia o América.

      Este país de campesinos precisa con urgencia de un buen repaso de HUMANIDADES para dejar de creerse lo que cualquier titiritero de feriase inventa.

      Eliminar
    2. "El problema no es que se crean las películas sino que nos obligan a los que no nos las creemos a creernoslas o ser quemados en la hoguera"

      O a pagarlas con nuestros impuestos (mientras no pagan a las farmacias por falta de dinero)

      Eliminar
    3. Los nacionalismos son una gigantesca distorsion cognitiva.

      ¿Sabe usted como me enseñaron historia (EGB)? Memorizando nombres, fechas y lugares. Nunca como una sucesión de acontecimientos, de actores, razones y efectos.

      Eliminar
  6. "Instituto Nova Historia"

    ¡Tiene nombre de secta! ¿La Ahnenerbe catalana?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON REPUBLICA.
      Lo que tiene de ajilipollúa es que se dediquen a la Historia los que no la tienen.

      Eliminar
    2. DON REPÚBLICA
      Tal como dices estos catalufos son una copia (a la catalana) de aquella Ahnenerbe o "también SS-Ahnenerbe, una entidad pseudocientífica alemana constituida formalmente en 1935 por dirigentes e ideólogos del Partido Nacionalsocialista Obrero Alemán para realizar y divulgar investigaciones con fines educativos en apoyo de la ideología nazi"

      Eliminar