VERANO

21 octubre 2013

Trendy, no castizo

Un paseo por el centro, según la hora, puede ser una experiencia casi gastronómica. Con posibilidades turísticas inolvidables

Plaza del Callao, Madrid. Doce y media de la mañana. Tirado en el suelo sobre una manta y cartones, junto a un cochecito de niño cargado de paquetes y chismes, entorpeciendo el paso de la gente, un fulano barbudo, sucio, corpulento, está quitándose pelotillas de entre los dedos de los pies descalzos. La postura es de lo más relaxing cup de café con leche in Madrid, que diría la alcaldesa Ana Botella: tiene una pierna cruzada sobre otra y (quizá porque está tumbado al sol y hace calor) los pantalones bajados hasta las ingles, mostrando unas carnes mugrientas e hirsutas y unos calzoncillos de sospechosos tonos pardos.

Al llegar a su altura, la peña se aparta con precaución, creándole en torno una pequeña tierra de nadie, un glacis en el que se ve un reguero de algo líquido que proviene del vivac callejero del fulano, ignoro si vino de un tetrabrik que figura entre sus posesiones o alguna clase de líquido de origen más personal y orgánico que, con tal de no levantarse, el individuo ha excretado directamente desde su cómodo apostadero.

Caminando unos pasos delante de mí, dos policías municipales, hombre y mujer, pasan ante la escena sin inmutarse, fijos los ojos en la lontananza, y se alejan entre la multitud, en absoluto dispuestos a complicarse la existencia, a que el fulano se rebote y les monte bronca, o a que quienes pasamos por allí –no sería la primera vez– los llamemos esbirros fascistas por meterse con un indefenso mendigo en pleno ejercicio de tal.

En ese ámbito concreto, Madrid es una relaxing cup de hacer lo que te salga del ciruelo, les han recordado esta mañana en el Ayuntamiento antes de mandarlos de patrulla. Que así lo marcó con su estilo, en plan buen rollito y todos compadres, el ex alcalde RuizGallardón. Y ellos, claro, cumplen. A ver si no. Como cumplen sus colegas que miran al tendido, atentos a si un músico toca el violín sin pagar las tasas municipales o un taxista pisa la continua, mientras en las aceras los peatones zigzaguean entre muñones desnudos y perros drogados, y en los semáforos los coches esquivan a viejecitas encorvadas y tipos sin afeitar, jóvenes y absolutamente sanos, que limosnean en lenguas balcánicas, metiéndose entre los coches para que los atropelles y te busques la ruina mientras a ellos, con la oportuna indemnización, les solucionas la vida.

Porque oigan. Si quieren ustedes una relaxing cup de café con leche, con o sin juegos olímpicos, no se pierdan bajo ningún concepto el centro de Madrid. Y no olviden una cámara de fotos o el móvil con flash, porque en su pueblo no se lo van a creer si no media testimonio gráfico del paisaje.

¿Imaginan el Barrio Latino o Saint Germain de París, la Plaza Navona de Roma o lugares así, con este ambiente tan descuidado y cutre? ¿A que no? ¿A que se les funden los plomos de la fantasía? Pues ahí está el detalle. El hecho diferencial. El relaxing cup de toda la puta vida. Y más ahora, que es el turismo foráneo el que nos va a sacar del hoyo. Dicen.

España, potencia turístico-cultural y demás. Tela marinera. Ambiente de élite. Les propongo una ocasión inolvidable. Gratis y por la cara. Un paseo por la Plaza Mayor, según la hora, puede ser una experiencia casi gastronómica: aromas, jugos, decoración, paisanaje, ofrecen posibilidades de relaxing cup inolvidables. Y si además te roban el bolso, ya ni te cuento. Todo eso, oído al parche, en el barrio emblemático de Madrid. En el corazón turístico de una de las ciudades más sucias de Europa.

A partir de media tarde, lo de pisar cucarachas apenas llama la atención: van y vienen, pequeñas y rojizas, correteando entre la porquería acumulada en los rincones, las papeleras repletas, los montones de envases y restos de comida.

Pero lo mejor llega de noche, cuando docenas de indigentes duermen bajo sus divertidos cartones y el elegante turisteo de chanclas, calzoncillos, poca higiene y rastro de basura –no siempre coinciden los factores, pero a menudo hay conexión lógica– se ha ido a sobar al hotel. Cuando las calles tienen su castizo olor a orines y vómito habitual, y las ratas salen a tomar el aire desde las alcantarillas y sótanos cercanos, echando partidas de mus bajo la estatua de Felipe III y contándose sus cosas.

Todo muy exportable, o sea. Muy trendy.


ARTURO PEREZ REVERTE
Académico

NOTA del BLOG: Para los de pueblo : "trendy" significa en el nuevo castellano : "de moda"
También es muy "trendy" la existencia de los seis hijosdeputa del Constitucional y de la totalidad de ropones de la Cueva de Estraburgo. Lo detalla muy bien el Blog "Elvis" .


17 comentarios:

  1. Una vez andaba por la Puerta del Sol a primera hora de la mañana, con todas las máquinas limpiadoras adecentando aquello a toda velocidad, cuando me encontré con un tipo durmiendo en mitad del suelo, nada pegado a una pared. Me acerco a un municipal que andaba por allá y se lo indico. Había peligro de que una de esas máquinas, enormes, se lo llevara por delante. Y el policía me respondió muy cachazudo:
    -¿Y si es uno que ha empezado una nueva acampada en Sol? Me busco un lio. Y dio media vuelta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON ULTIMO DE FILIPINAS
      Muy "responsable" el munipa aquel al te dirigiste. Lo que viene a confirmar lo que viene explicando aquí el Arturo.
      Creo que nuestra degeneración como pueblo ha ido avanzando en función del aumento de irresponsabilidad existente en la población en general.

      Eliminar
  2. Yo creo que a esto se llega de manos de nihilismo y de lo politicamente correcto. A ver si al tocarlo va a pasar algo y tenemos a 10 camaras diciendo lo facha que es Madrid y mira como tratan a los sin techo.

    Ay los complejos, que daño hacen. Hay cosas que no se pueden permitir, pero claro, esto supone que a veces, hay que hacer cosas incomodas, desagradables, y o se hacen, o nadie dude la cosa irá a peor.

    De los ropones del TEDH, en fin.. no se si me dan asco los jueces, el juez español que le ha empujado esto, la tibia reaccion del gobierno o las reacciones de la inmunda izmierda española.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. SEÑOR OGRO
      A mí me producen repugnancia profunda TODOS los que han intervenido, políticos, ropones, proetarras, nazios, gobernantes de antes y de ahora, etc. que han llevado a esta situación. Que los zurzan a todos y que se olviden de que existo porque ni deseo casi pertenecer a un país que está como Somalia a nivel de instituciones actuantes. Eso respecto a Estrasburgo.

      Respecto a lo que cuenta Arturo pooos lo que tú comentas :es tal la inmadurez e irresponsabilidad colectiva existente y viviente que podriamos compararnos en cualquier momento a ciudades como Bombay. Y nadie se daría cuenta en MadriZ ni en Vitoria ni en Murcia.

      Eliminar
  3. Lo "políticamente correcto" es trendy, la defensa de los derechos humanos de los asesinos terroristas es trendy, la insubordinación y sedición de los nacionalismos es trendy, las protestas ante los juzgados son trendy... Todo trendy y en defensa de la democracia y la voluntad del pueblo, como bien se encargan de airear los cientos de periodistas que, allá dónde se huela una agresión fascista en nombre de la Ley, salen en manada para tomar la mejor instantánea del perroflauta sangrando o la feminazi magreada por descuido.

    Y viva el vino, señores.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON HEREP
      Por aquí cuando alguno se pasa con el vino se dice que "está para cantar Viva Navarra". Y tal como comentas todos políticos y ropones miserables parecen que se hallen siempre en situación de estar "cantando Viva Navarra".
      Hasta que los navarros se cabreen y cojan otra vez las escopetas y se lien a dar fostias a tanto impresentable.

      Eliminar
  4. Esos personajes son tan del "mobiliario" urbano que para los que pasamos habitualmente por ahí nos son completamente invisibles, y ves cosas tan raras por las calles de Hortaleza y Fuencarral que los indigientes te parecen gente normal.

    Inclusive alguien de provincias se pasea por la zona las putas y se escandaliza, y pasa tres cuartos de lo mismo que con los indigentes, ni las ves.

    Me encanta Madrid, con indigentes, putas y yoncarras, lo que más puede desagradarme es cruzarme con un sociata o algún mierda del prostitucional.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON ISRA
      Debe de ser eso : que la Ana Botella, el Gallardón y demás concejales consideran a las putas, a los mendigos y a los yoncarras como entes invisibles.
      Se decía antes que New York era una peste por la cuantía de mendigos y el contraste entre rascacielos y los mejores comercios del Mundo con con esa morralla. Pero llegó un alcalde, precisamente aquel al que le cayó encima el 11-S, que hizo tal limpia que no se han vuelto a ver mendigos y putas ni en el Bronx. Lo que no tuvo en cuenta aquel alcalde es que le podían caer delincuentes disfrazados como todas esas del Psoe que se han colocado en las oficinas de la ONU.

      Eliminar
  5. Por mi barrio no tenemos ese espectáculo gracias a que esas personas buscan zonas de mayor afluencia de turistas o donde paseen gentes de mayores posibles. Por aquí, para conseguir una limosna, deben trabajársela a base de conciertos de acordeón o solos de violín, bastante aceptables, por cierto. Algunos incluso atienden peticiones si aflojas un eurillo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON BWANA
      Disculpe mi "pronto" de ayer ante su argumentación pero daba por hecho que estas licencias se pueden permitir entre amigos. No obstante, me salí un poco en el trato cordial.

      Ese barrio de usted debe de ser una maravilla con chinos que venden hortalizas y cortan el pelo o tiendas con inmejorables croissants. Suerte que tiene de no "disfrutar de la visión de los mendigos. Hablando de acordeones, por mi pueblo suelen aparecer de ve en cuando tríos o cuartetos de excelentes músicos que interpreten música clásica o rusa popular. Deben de ser exmiembros de orquestas rusas de cuando Kuschef y cía.

      Eliminar
    2. No tengo nada que disculparle Don Javier; tiene Vd. licencia para lo que se le ofrezca.

      Me sonaban esas rodillas pero me ha despistado la cara de la Lollo; debe ser una foto muy posterior a "Pan, amor y fantasía".

      Eliminar
  6. Y digo yo, ¿por qué la alcaldesa no pone en la puerta del sol a tomar una "relaxing cup de café con leche" a la Lollobrigida rejuvenecida sustituyendo a estos señores? Seguro que habría más turistas y con lo que dejen pueden llevar a estos "transeuntes" a algún albergue donde se intenten rehabilitar (que a estos y no a la Ines del Rio es a los que hay que intentar reinsertar).

    Por cierto que el Sr. Pérez Reverte sigue escribiendo de puta madre. Estoy deseando que publique de una vez ya su último libro

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON CHAFAFORRAS
      Eso, eso que la alcaldesa esa profesora de idiomas sajones se traiga unas cuantas italianas de la talla de la LLollo a sustituir a tanto mendigo balcánico.

      Desengáñate, Tío Chafachorras, que a estas alturas no se rehabilitan ni los enfermos de gripe.

      Sí, señor, tienes un excelente gusto para las joyas : la Gina estaba como un pan recién horneado.

      Eliminar
    2. DON CHAFACHORRAS
      Aún no sé porqué ( sospecho que porque en las redes sociales hay demasiado ultra-derecha) muchos le tienen a Arturo P. R. por un zurdoso, y precisamente es el prototipo de escritor INDEPENDIENTE, y absolutamente ajeno a unos y a otros. Será por eso que lo odian. Además casi nadie ha leído sus novelas que no sean de la serie "Alatriste" ( por cierto, bastante malas esas).

      Y como articulista es el número UNO sin duda alguna.

      Eliminar
  7. Respuestas
    1. DON MAMUNA
      Creo que los piji-progres presumen de todo menos de lo que son : mangantes mentirosos congénitos.

      Eliminar