Paisaje relajante

17 julio 2016

Turquia, ¿los vigilantes de la laicidad o la chapuza "erdoganista"?


La tradición golpista del ejército turco tiene una alargada sombra. Los militares se han visto tradicionalmente a sí mismos como "guardiantes de la democracia" en Turquía, garantes del Estado laico y de los principios establecidos por Mustafa Kemal Atatürk, el padre del Estado turco moderno.

Desde la fundación de la república turca, en 1920, el ejército ha intervenido siempre que ha deseado un cambio efectivo de rumbo en la política. A lo largo del siglo XX, Turquía ha vivido cuatro asonadas militares. La primera, en 1960, los militares derrocaron al primer ministro Adnan Menderes. Él y todo su Gobierno fueron juzgados. Un año después, Menderes fue ahorcado, junto a su ministro de Exteriores y su titular de finanzas.
En 1971, los uniformados volvieron a las andadas para deshacerse del primer ministro conservador Suleiman Demirel..
En 1980, después de meses de violencia entre izquierdistas y derechistas que pusieron al país al borde de la guerra civil, la institución castrense intervino para tomar el poder. Esa vez, EEUU apoyó a los militares turcos en un intento de buscar la estabilidad en una región que ya había tenido bastante con el advenimiento de la República Islámica en Irán, en 1979, y con la guerra que los soviéticos estaban librando en Afganistán.

Washington estaba en plena crisis de los rehenes y vio con buenos ojos que Kenan Evren, el líder del golpe, se convirtiera en nuevo presidente y reescribiera la Constitución preservando a los uniformados la última palabra en política.
En 1997, los cuarteles impusieron su orden ante la coalición de gobierno liderada por el islamista Necmetin Erbakan, por el temor a que éste trastocara la naturaleza laica del Estado creado por Atatürk y lo transformara en una república teocrática.
El ejecutivo fue entregado a los seculares.

El golpe de Estado fallido de la noche del viernes ha dejado muchos interrogantes abiertos dentro y fuera de Turquía. La versión oficial es tan poco creíble como los constantes rumores y las versiones de los diferentes grupos opositores.
Deniz Baykal, el veterano político del laico partido Republicano del popular (CHP), en la oposición desde hace decenios, ha expresado después del intento de asonada lo que muchos piensan aquí: “Durante los 40 años de mi vida política (…) no he visto nunca un “escenario de golpe de Estado tan tragicómico”.


NOTA INFORMATIVA.
Turquía es pieza clave para una OTAN que tiene la sede del Cuartel General del Mando Terrestre de la Alianza (Allied Land Command) en la ciudad costera de Izmir.
Según datos de Global Security, el Ejército de Tierra turco cuenta con 402.000 efectivos, de los cuales un 80 por ciento son reclutas. La columna vertebral del Ejército de Tierra está formada por los carros de combate Leopard 1 y Leopard 2, que sirvieron en la Bundeswehr alemana, también carros estadounidenses M48 y M60 Patton.
Cuenta con 135 buques de guerra de los que destacan sus 16 fragatas (ex estadounidenses y de origen alemán) y sus 13 submarinos, de los cuales tres fueron construidos en Alemania, mientras que los otros diez fueron proyectos realizados íntegramente por los astilleros nacionales de Gölcuk,controlados por la Armada turca.
El Ejército del Aire turco cuenta con 544 aviones militares: los principales son cazas estadounidenses F-16C/D Fighting Falcon (240), C-130 Hércules (21), tanqueros Boeing KC-135R Stratotanker (7), helicópteros Cougar (20) y UH-1H (15).

15 comentarios:

  1. Nada señores, estaba diseñado así, quien podría creer que la población detuvo el golpe, en ningún sitio del mundo pasa eso, además en Turquía están acostumbrados a los golpes de estado, no son primerizos, esto lo hizo el mismo para otorgarse todos los poderes necesarios y eliminar los contras al estilo incendio del Reichtag.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON JUANJO.
      Esa movida turca huele a AUTOGOLPE del islamista ERDOGAN, tal como dices.

      Eliminar
  2. No seré yo quien aclare lo que ha ocurrido en Turquía, pero ya se van sabiendo cosas que ayudan a interpretar el asunto. De momento, aparte de militares, están destituyendo y deteniendo a un montón de jueces y la judicatura siempre ha sido uno de los pilares del laicismo en Turquía.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON TRECCE.
      Eres muy prudente en tu comentario pero observo que ya sospechas que el ERDOGAN se ha metido un teatral Golpe para poder establecer una dictadura islamista ad hoc.

      Eliminar
  3. Y a mí,como que me da un olorcillo a mierda.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. HOLA DON MAMUNA.
      Cuánto tiempo sin saber de tu vida en estos círculos de internetes.
      Haces bien en tener buen olfato porque por los rastros todo huele a pura mierda auto-golpista.

      Que la vida te vaya bien ahora por esos lares galegos selectos de Carnota y próximos.

      Eliminar
  4. Me recuerda todo esto a lo que dice JUANJO : lo que Hitler hizo quemando el Parlamento para acusar de ello a comunistas y judios, y liberales.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DOÑA SUSANA.
      Bienvenida a este blog.
      Sí la noche del incendio del Reichstag o Parlamento es un antecedente bastante similar. El incendio supuso el inicio de la institucionalización de las ideas nacionalsocialistas. Hitler anuló importantes derechos fundamentales como la libertad de opinión, de prensa, de asociación y reunión, se suspendió el secreto epistolar y telegráfico, así como la garantía de la inviolabilidad del domicilio y se autorizó a la policía a prohibir reuniones. Se endurecieron delitos como la alta traición a la nación, que se podían castigar ahora hasta con pena de muerte. Todo ello fue instaurado con el Decreto para la Protección del Pueblo y del Estado, también conocido como el Decreto del incendio del Reichstag.
      Y lo incendió él, ADOLF.

      Eliminar
  5. No se si es una cosa o la contraria... pero desde luego que da muy mal rollo.
    Son problemas seguros, no me gustan ni los islamistas moderados, ni los radicales, ni los militarotes con ganas de controlarlo todo....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON CSC.
      Supongo que conocerás la "historia" de la "democracia sostenida" de Turquia. Ataturk destituyó al último sultán, prohibió los signos externos islámicos tanto en vestimentas como en símbolos, declaró el Estado Laico o no adscrito a religión alguna y estableció un sistema parlamentario.
      Encargó al Ejército la VIGILANCIA permanente de esta nueva situación para evitar que el país retrocediera y no se occidentalizara, y el EJÉRCITO siempre ha estado alerta en tales cuestiones.

      Por tanto, a pesar de que la población profesa la religión musulmana mayoritariamente el Estado turco no puede apoyarla ni secundarla en nada. Y así han vivido hasta que llegó, por elecciones, el ERDOGAN a gobernar. Y su deriva islamista es clarísima pero le impedía radicalizar su islamismo la existencia de generales y jueces opuestos a sus medidas pro-musulmanas.

      Por tanto es rarísimo que la intervención militar haya sido tan chapucera y que Erdogan tuviera lista desde antes del golpe la lista de los jueces a encarcelar.

      Tampoco a mí me gustan los espadones ni los freires fanáticos o no, pero en Turquia resultaba inevitable el miedo a los milicos para no ser arrastrados por los clérigos de Irán. Por tanto creo que ese supuesto golpe ha sido una pamema MONTADA por el propio Erdogan que ahora implantará un régimen muy parecido al iraní.

      Eliminar
  6. Huele fatal desde luego y no es buena noticia que anden en plena efervescencia hacia la involución

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DOÑA MARIBELUCA.
      Van derechitos a implantar un régimen muy similar al IRANÍ, pero con Erdogan de sumo sacerdote.
      Huele a autogolpe para tener la excusa de quitarse de en medio a los militares que estaban obligados a evitar cualquier islamización del Estado. La población es musulmana pero no debe de serlo el ESTADO a tenor de lo que estableció Ataturk al derrocar al último Sultán en 1921.

      Eliminar
  7. Tampoco osaría a decir mucho, pero el golpe del viernes pareció una opereta bufa pensada para que Erdogan se afiance en el trono del Gran Turco. Lo interesante será ver qué dirán los aliados, Sra. Merkel, Obama, Putin una vez empiecen a conocerse los pormenores del episodio. ¿Tendremos un nuevo Lepanto, o los veremos acompañar al nuevo sultán en el palco de las purgas olímpicas que se celebrarán en su honor?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON HEREP.
      No están, creo, los ánimos occidentales por la labor de enfrentarse a nadie y mucho menos a quienes son la segunda fuerza militar aportada a la OTAN.
      Y conociendo el paño (las bajadas de pantalones de franceses, ingleses, etc. ante Adolf cuando comenzó a invadir países vecinos), ya sabemos que ni alemanes ni franceses ni OBAMAS van hacer otra coisa que la segunda opción que planteas.
      Las PURGAS OLÍMPICAS turcas van a ser hasta silenciadas por los medios.

      Eliminar
  8. Que es un autogolpe es más que probable: Los golpistas no intentaron arrestar al gobierno, ni ocuparon las radios y televisiones para cortar las emisiones.

    ResponderEliminar