Juana Marisa Isabel culturizándose

21 abril 2015

Final de J. Carlos I

Solo, sentado sobre un sofá frente a una tele. Solo, sin el sonido de los flashes y las bromas impostadas, junto a un teléfono que más que un móvil era su cordón umbilical con un mundo del que se había aislado. "Poco a poco, le fueron quitando todo: el poder, la mujer que amaba, su capacidad para disfrutar de la vida. No le dejaron nada, excepto la soledad de un viejo que se retira solo a morir", señala una persona que supo de esos días trágicos de Juan Carlos I durante parte del año 2013.
Según esa misma persona, a partir de enero de 2013,el monarca fue abandonado por todos en su entorno inmediato como castigo a su comportamiento poco ejemplar y como medida de presión para conducirlo a la abdicación. Para otros, fue la consecuencia natural de una vida labrada por el  gran egoísta que es.
A partir de Botsuana y de la falta de sensibilidad que el rey mostró hacia el posible colapso económico de España.
La familia también hacía tiempo que había desaparecido, si es que alguna vez la tuvo.  No fue el caso Urdangarin el que descompuso a la familia: ésta simplemente no existió nunca.

Tras la operación de hernia discal del 4 de marzo de 2013, los nervios de las piernas no le funcionaban bien y le costaba moverlas. Eso le aterrorizó, porque pensó que quedaría confinado en una silla de ruedas, como su madre, el resto de su vida.
Se sentía completamente solo y entró en depresión. Le obligaron a que dejara de verse con CSW ( Corina). La presencia de CSW en Abu Dabi para acudir junto al monarca al Energy Summit era una potencial muesca en el "desprestigio institucional" que estaba sufriendo España. De los testimonios de los que lo trataron en esos meses se desprende la imagen de un hombre que se echó en brazos del único apoyo que tenía en ese momento: CSW. Ella era su único objeto de consuelo.

Esa primavera, la caricatura de CSW como mujer diabólica se abrió paso por los mentideros madrileños: su mal carácter; su manera de darle al rey "carrete cuando conviene y de recogerlo cuando hace falta en un perfecto ejercicio de manipulación".
Lo cierto es que tras las últimas reuniones de CSW en Zarzuela con el general Sanz Roldán y con Margallo en diciembre de 2012, la clase dirigente se cerró en banda.
La imagen del país se resentía Lo que sí resultaba más que visible era el caso Nóos que, a esas alturas, estaba colocando en portada con frecuencia a la familia real.
Los españoles empezaron a vislumbrar una Zarzuela convertida en una casa de los líos donde nadie parecía estar realmente al frente, desde luego no un monarca que salía y entraba de hospitales aparentemente incapaz de poner fin a los escándalos.

En pocos meses se empezó a instalar el convencimiento de que el monarca se había transformado en un peligro para la estabilidad del sistema creado tras la muerte de Franco. Incluso entre algunos de sus más enérgicos defensores, benefactores o beneficiados.

(A. Romero)


ADENDA
La tal CORINA es Princesa por la gracia de haberse casado en segundas nupcias con Casimir zu Sayn-Wittgenstein-Sayn, un aristócrata alemán del que mantiene el título y el apellido pese a que se divorciaron hace una década.
Juan Carlos se desplazaba a Londres cada tres semanas para ver a Corinna que residía en The Connaught, un hotel de lujo de cinco estrellas situado en Mayfer y cuyas habitaciones están decoradas por importantes interioristas británicos.

12 comentarios:

  1. La Corina, menudos bragetazos, esta sí que sabe darlos; de aristócrata a Rey, y porque no existe emperador, que si no...
    Y nuestro ex-rey, menudo fiestero. Lo gordo, mas que Corina, es saber que ella es solo igual el ultimo escalon de la particular piramide de golfadas del Rey. Goldadas en la cama, y naturalmente golfadas economicas.

    Yo fui Juan Carlista (sobre todo pq creo toda persona de bien ha de ponerse en contra de los autollamados republicanos (commies en realidad)) , pero a raiz del zapaterato, con el Rey apoyando las barbaridades del palurdo del PSoe, silente ante la destruccion del estado y con aquel "y si sale sale", respecto a la abdicacion frente a ETA, le cogí bastante asco.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. SEÑOR OGRO
      Evidentemente la CORINA es la última golfada en que se metió el Borbón y a pesar de que casi no se tenía de pié, dado que estaba más "pallá" que otra cosa.
      Como comentas, la "viva" era ella que supo aprovecharse de aristócratas y del dinero de este rey ya que ella se hospedaba en los más lujosos hoteles de Londres, Paris, New York o de Dubai, a cuenta y cargo de él.

      Es increíble que este hombre, 77 años y no 97, perdiera el norte de esa forma y se quedara más solo que el marqués de Villaverde a la muerte de Franco. Y que siempre terminara apoyando todo lo sociata. A Aznar lo odiaba, y a los restantes peperos los desprecia olimpicamente, cuando por sus funciones no debiera de mostrar el más mínimo sentido partidista.

      Nadie ha querido contarlo pero casi todos los veteranos periodistas saben de sus obsesiones por hacer fortuna personal cuando murió Franco, y los cientos de chanchullos a lo Rato en que estaba metido.
      En Gran Brataña el CONSORTE era y es tan golfo o más que éste pero no por eso la Isabelita pierde el control minimamente y así lleva como 60 años aguantando al Felipe de Edimburgo y sus chuminadas de señorito con harén.

      Eliminar
  2. ¿Qué sería de un monarca sin amantes? JC era ya viejo para los cambios que se ciernen sobre Españistán y la abdicación era la mejor de las opciones. Felipe está más pegado al mundo real, más alejado de la vieja aristocracia y los señorones de antaño. Precisamente esos años de más y ese olor a rancio es lo que va a hacer caer a Marianico el Corto también...vienen aires frescos por el centro y la extrema izquierda que son los perfumes que más van de moda entre la juventud española.

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON CAROLVS
      La realidad en las monarquias es que tiran con frecuencia a la golfería en lo sexual pero este hombre a su edad y con el esqueleto que apenas le sostiene de pié, devenía en un ridículo total. Y además estaba perdido porque justo cuando Montorín nos apretó las tuercas a los carpetovetónicos es cuando a éste Jefe de Estado le dió por hacer el indio bravo con cacerías en Africa y en Rumanía, en puro derroche de señoritingo.

      Esos aires frescos que auguras vienen por el centro ojalá se conviertan en una realidad gobernante porque el Marianico está también para dedicarse más a tertulias de jubilatas que a gobernar.

      Un cordial saludo

      Eliminar
  3. Había leído en prensa el artículo que reproduces, cuenta lo que ya sabemos, más o menos, que los Borbones siempre tiran al monte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON TRECCE
      Sí, Borbones o lo que sean (ahí tienes al consorte de Isabel II de los british, y al francés consorte de la reina de Dinamarca) todos ellos tienen jodido el talón de Aquiles y derivan a la golfería.

      Eliminar
  4. Si, si... ¿pero? ¿donde esta ahora JuanCar? Según mis últimas informaciones, sigue a lo suyo. De fiesta en fiesta.... como Berlusconi, dame pan y llámame tonto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON CSC
      Tienes razón porque a esa edad es ya imposible que cambie pero por mí como si quiere dedicarse a enseñar rumbas a los cubanos.
      De cualquier forma vamos a tener que pagar los gastos de su mantenimiento. Y sospecho que ahora está más solo que otra cosa. Eso sí, con mucha pasta en los bancos.

      Eliminar
  5. Se ha comportado siempre como un sátrapa, pero su "campechanismo" lo conviritió en un personaje cercano (y cercado) para las legiones de lectoras de la prensa rosa de este país de cortesanos sin criterio. El episodio de Corinna, la indiferencia de Sofia, la hija enamorada que no sabía nada... y así, todo, pues este Rey emérito en ruta gastronómica, sin tener su casa limpia y barrida, poco podía hacer por el país que no fuera embadurnarlo de mugre y desprestigio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON HEREP
      Sin duda su porvenir estaba en desprestigiar al país y a la familia Borbón, más aún de lo que están, y los que decidieron quitarlo de en medio hasta le hicieron un favor pero especialmente uno mayor al país. En ese mundo suyo de halagos y pelotas terminan por creerse las columnas vertebrales de todo país y no caen de la higuera en que unicamente son un adorno, adorno necesario, pero un adorno.

      Eliminar
  6. Corina desde luego no quiere conocerme a mí..pero le sorprendería..jejeje,,un abrazo desde Murcia...buena entrada...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON ALP
      Estamos a la par, pero ella se lo pierde.
      Un abrazo y gracias por la visita y el comentario

      Eliminar