VERANO

16 noviembre 2013

Navidad para solitarios

Durante los días de Nochebuena y Navidad es casi imposible para un ciudadano sin familia hallar un lugar o restaurante para cenar o comer, incluso los hoteles Ritz de toda España esos días cierran sus comedores.

Lo único que hay abierto en algunas las localidades es un Mc Donalds. Y luego hablan del Ramadán islámico o del Sabbat judio. En Barcelona, Madrid, San Sebastián no hay posibilidad alguna de cenar fuera de casa el día de Nochebuena. Por todo ello, recomiendo a los solitarios alquilar habitación en una de las siguientes hospederías.
PARADOR DE ARTIE
 
Ubicado en el corazón del pirineo catalán . Adecuado para el fin de año y sus juergas.

TOLEDO

El Parador de Toledo, desde el cual contemplarás, durante la Cena Especial que ofrecen en su restaurante en Navidades, las mejores vistas panorámicas de la ciudad y de sus joyas arquitectónicas como el Alcázar, la Catedral o sus múltiples sinagogas.

CADIZ
El Parador de Cádiz, un edificio vanguardista situado frente al océano Atlántico.

SANTIAGO DE COMPOSTELA
El Parador de Santiago de Compostela, en plena Plaza del Obradoiro

LEÓN
En pleno Camino de Santiago, el Hostal San Marcos es una joya arquitectónica del siglo XVI y un auténtico museo viviente. Con una espectacular fachada plateresca e innumerables joyas decorativas y de mobiliario en su interior, combina a la perfección los espacios antiguos que antaño cobijaron a peregrinos con las más actuales comodidades.


AVILA
En el comedor del hotel, que ofrece hermosas vistas del jardín y la muralla, se pueden degustar "pucheretes teresianos", cochinillo asado, chuletón de ternera, judías de El Barco y las excelentes yemas de la Santa.

ALCALÁ DE HENARES
Alojamiento reservado a VIPs con buen gusto y con amigos  complutenses importantes.

ARGOMANIZ en Vitoria

CALAHORRA - La Rioja

FUENTERRABIA - Guipúzcoa
Castillo del siglo X sobre el estuario del Bidasoa. Fundado por el rey navarro Sancho Abarca en el siglo X, el hotel se alza sobre un hermoso castillo que mantiene la estructura de auténtica fortaleza medieval en un entorno monumental y costero. Su aspecto defensivo, con gruesos muros, esconde un interior magistralmente recuperado.

8 comentarios:

  1. Pues no sé si les hará mucha gracia a los dueños de estos establecimientos encontrase esos días con todas las mesas ocupadas por un solo comensal.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON ULTIMO DE FILIPINAS
      Si hubiera muchos solitarios ocupando una mesa no es problema para el negocio. Porque muchos días del año los comedores de esos establecimientos están semi-vacios aunque están las habitaciones ocupadas.
      El problema radica en que la tarde-noche de Nochebuena y mediodia de Navidad ningún camarero ni cocinero quiere acudir al trabajo en ningún restaurante ni hotel.

      Eliminar
  2. No problem; unos huevos con papas fritas, en el restaurante Bwana, admirando las vistas de Madrí, lo prefiero a cualquiera de esos bonitos comederos que menciona.
    Y de postre dan helado de nueces, ¡nada menos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON BWANA
      Me apunto.
      Compre más helado. Yo llevaré una anchoas de Guetaria en aceite para abrir boca y menú. Y pediremos al complutense que el día de Navidad nos lleve a su casa y tempranito unos crossants recién hechos, crujientes.

      Eliminar
  3. Es un tema delicado éste que tocas hoy. Porque hay cientos de miles de viudos o viudas sin hijos o con familiares que no quieren saber nada de ellos, que viven solos y no tienen más remedio que seguir en la rutina diaria durente los dos días navideños.
    No pueden, por mucho que lo deseen, darse un homenaje de una buena cena servida y en un marco ajeno al habitual de su casa.
    Claro que peor lo tienen los que están "colocados" en residencias para ancianos por sus hijos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, lo sé. Que es tema delicado y hasta medieval.
      Recuerdo que un año mi mujer y yo, por tener a los hijos casados y lejos, nos fuimos por esos días a pasarlos en Barcelona y aún a pesar de estar alojados en un hotel de cinco estrellas, nos comunicaron que no servirián ni cena ni comida de Navidad. Pregunté en el Ritz, en el Art, etc. y en ninguna parte servian cenas.
      Recorrí los restaurantes de las Ramblas y parte vieja y lo mismo. Y lo que pensé es que si un neoyorkino o uno de Tokio caían por allí esos días, estaban apañados.

      Eliminar
  4. Tiene razón Leónidas porque cuando hablan de que los de Israel no ven la calle durante los días del Yon Kipur, aquí pasa lo mismo con los que viven solos, sean solterones, viudos o divorciados. En casi ninguna ciudad de España los camareros están dispuestos a servir cenas de Nochebuena en parte alguna.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON VILLAR
      Al menos los judios lo hacen por razones religiosas pero aquí es una tradición sagrada que nadie tenga que trabajar la noche de Nochebuena. Quizá algún bombero despistado y obligado. Lo que me extraña es que tantos rumanos, polacos o marroquiés que viven aquí no caigan en la cuenta de que esos dos días son jauja para realizar atracos.

      Eliminar