VERANO

16 abril 2013

Los rojos alquilan esclavos

¿En qué país una multinacional puede encontrar trabajadores dispuestos a cobrar 89 euros al mes, sin sindicatos ni protección laboral?   Exacto, en el Paraíso de los Trabajadores. Léase Corea del Norte.

A pesar de toda su histeria nuclear, la dinastía comunista de los Kim está tratando de aplicar la misma fórmula que su modelo, la República Popular China, utilizó para salir del subdesarrollo: crear zonas económicas especiales para la inversión extranjera.

Una de ellas es visible desde los miradores del lado Sur de la Zona Desmilitarizada que separa a Corea del Sur de Corea del Norte. Uno se pone allí, a mirar como en un zoo, y ve, más allá del bosque, una sucesión de fábricas y almacenes.  Allí trabajan unos 50.000 norcoreanos, por unos sueldos envidiables para el resto del país: 114 dólares (89 euros) mensuales.

Lo que no se sabe es si las empresas surcoreanas dueñas del complejo les pagan a los trabajadores o, siguiendo el modelo cubano, al Estado, y éste hace con él lo que le parezca, no vaya a ser que el germen capitalista se extienda entre las buenas gentes.

El mayor problema es encontrar a los interlocutores norcoreanos. Y, en el caso de las empresas estadounidenses, sortear la prohibición de invertir y comerciar con ese país. Los alemanes y los británicos no tienen esas dificultades. Así, según la revista The Atlantic, hay hasta apps de iPhone y animaciones de 'El Rey León' desarrolladas en Corea del Norte. Ver para creer.

En esos casos, Pyongyang sí alquila a sus súbditos, con lo que obtiene bastantes divisas. Es una práctica similar a la que se llevaba a cabo en las Américas hasta que la esclavitud fue abolida: alquilar a los esclavos. En 2012, según este artículo, Corea del Norte alquiló a 40.000 ciudadanos a China. A cambio de entre 200 y 300 dólares mensuales (de 156 a 235 euros), los norcoreanos se van a China a trabajar.

Igual que con los cientos de leñadores que la dinastía de los Kim subarrienda a Rusia cada año. Hay más esclavos coreanos. Por ejemplo, la cadena de tiendas británica Edinburgh Woollen Mill ha vendido en sus 500 tiendas jerseys de la marca James Pringle con la etiqueta 'Diseñados en Escocia'. Lo que faltaba era la etiqueta 'Manufacturados en Mongolia con Mano de Obra Norcoreana'.

El gigante de la hostelería alemán  Kempiski  también gestionará el mayor hotel de Pyongyang si es que éste abre algún día. En Arabia Saudí y Kuwait también trabajan obreros norcoreanos en la construcción.

P. Pardo.

CAMPAMENTO TRABAJADORES NORCOREANOS

11 comentarios:

  1. No tenía ni idea de esto. Me suponía que existiría el esclavismo, en forma de procesos "reeducadores", o de castigos a "antirevolucionarios", muy del estilo de lo que pasaba en la URSS. Pero esto de "alquilar" mano de obra a potencias occidentales, me ha sorprendido totalmente.

    Que fariseismo. Otro "logro" del paraiso socialista, y van....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. SEÑOR OGRO
      "Otro logro del paraiso socialista", comentas y así parece. Pero los logros leninistas son siempre en sentido inverso : hacia la profundidad de las cavernas de la Historia.

      Lo que me resulta increíble, al igual que en tiempos de Iosif Stalin, es que todos esos comunistas de coche, y algunos con chofer, que pululan por aquí no caigan en la realidad de esa Corea. O son absolutamente hipócritas y falaces.

      Eliminar
  2. Añado: me parece nauseabundo lo que hacen esas empresas occidentales, y creo se les debería boicotear.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. SEÑOR OGRO
      Es inevitable que haya "vivos" que saquen beneficio de la existencia de estos bárbaros. Empezando por las empresas que les encargan montar "paratos" elesktrónikos y siguiendo con esos ingleses que fabrican sus jerseys con mano de obra alquilada al Kon-chin-chin-Un.

      Eliminar
  3. Me imagino que gracias a esa explotación podemos tener productos tecnológicos a precios cada vez más baratos, esos salarios comparados con los nuestros (cada vez menos) son misérrimos, pero para el nivel de vida que se calzan por allí les da para vivir bien.

    De todos modos suma y sigue para los paraísos comunistas, lo que no entiendo es cómo no diezma su población si curran como esclavos y no comen... a este paso van a tener una renta per capita similar al de Luxemburgo.

    Recuerdos a Mari Flor... ¡eso es carne y no lo que echa mi madre al cocido!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON ISRA
      Ya sabes que esa gente, amarillenta por fuera y muy roja en lo demás, son enemigos totales de facilitar datos de sus EXITOS ideológicos, para que no les copiemos, y no dicen nunca en cuantos millones les ha disminuído la población por razón de HAMBRE.

      Prima Mari Flor tiene un muslamen que no sería adecuado pasearlo por zonas coreanas porque la trinchan en directo.

      Eliminar
  4. Levantar cabeza siendo más capitalistas que los capitalistas. Sí, el modelo chino, efectivamente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON ANSIADALIBERTAD
      Eso de ser "más capitalistas que los capitalistas" está unicamente reservado para la clase DIRIGENTE. Los demás se mueren de hambrunas o son alquilados como esclavos.

      Eliminar
  5. Lo que no entiendo es cómo los coreanos del norte no se pasan al sur; debe ser imposible identificarlos, como no sea porque los del sur están más gorditos.

    Para morder los muslos de Mari Flor no es necesario ser norcoreano; yo mismo me daría un atracón de inmediato.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON BWANA
      No sé porque no se pasan pero me imagino que habrá unos controles brutales en laz zonas fronterizas. Conozco a una coreana sureña que vive en mi pueblo y me contó que su familia había quedado ubicada en el Norte con la partición de la guerra. Y que una vez al año los norteños permiten ver, en la frontera, a los parientes a los del sur. Y que lo único que piden siempre es COMIDA.

      Bueno, lo de Mari Flor sabemos usted, don Isra y yo que es bocado para élites con buen gusto y refinados modales. Como nosotros.

      Eliminar