VERANO

24 febrero 2017

Guste o no guste


A los defensores de la bruja Hillary, que tanto había hecho para que su rival la derrotase, sólo les quedaba el paño de lágrimas de dar por supuesto que el nuevo presidente era un bravucón incapaz de mantener el tipo. Pura pataleta, como la de todos esos semovientes que no saben perder y largan sapos y culebrinas de patética protesta en las calles del país y en los dorados recintos de los virtuosos de la ceja.

Tan ojipláticos deben de andar ahora, apenas un mes después de la toma de posesión, como los sparrings de los boxeadores fulleros.
Resulta que el supuesto payaso de pelo de zanahoria es un hombre de palabra decidido a no decir nunca diego donde dijo digo.
¡Por fin, tras las dos legislaturas huecas del  Obama, un político que mantiene todas y cada una de sus promesas electorales  y que lo hace, además, a la velocidad de Fittipaldi!

Dije hace un par de semanas en esta misma columna que el 8 de noviembre terminó la Edad Contemporánea y comenzó otra a la que aún no hemos puesto nombre.
Formidable va a ser el mecanismo de repercusión y de tracción originado por el ejemplo del Brexit y la victoria de Trump.

 Dragó



10 comentarios:

  1. Debe haber muchos a los que no gusta nada que ese rubio sea Presidente de Usa por el RUÍDO que hacen para demostrarlo.

    Pero los que están encantado de que sea así no dicen nada y no se sabe cuántos son pero se sospecho que muchísimos más que los primeros.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON GREGORIO.
      Es la historia de siempre : los que apoyan una causa o persona suelen estar silenciosas y los contrarios son los que arman todos los ruídos.
      Por ello habría que saber cuántos en Europa están a favor de que un tipo a lo Trump arramble con tanto parásito que tenemos en la Política.

      Eliminar
  2. Acaso los que quieren montar un Frente Popular en España (Sanchez e Iglesias o Tardá y los suyos) ¿son menos fascistas que los de Trump?
    Esos que abogan por impedir que los no izquerdistas tengan la más mínima opción política.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON CABALLERO.
      Esos zurdosos son más fascistas que el propio Musolini.

      Eliminar
  3. Buenas preguntas las de Caballero y Gregorio sobre este asunto.

    ResponderEliminar
  4. Cuando Gran Bretaña deje de ser Europa para no ser nada, y E.E: U.U. recupere su poderío industrial en territorio propio, los burócratas de Bruselas (dedicados a cobrar dietas hasta para ir a orinar) tendrán que dejar paso a los que tengan ganas de trabajar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON MARTÍN.
      Efectivamente el Trump va a obligar a los dirigentes europeos a dar UN VUELCO a su mentalidad de no hacer nada para no romper nada.
      Ya es hora de que vuelvan los que piensan como los que fundaron la UE.

      Eliminar
  5. Elegante comentario de Martín Zaldumbide. Yo creo que la gente que le va el orden y no delincuencia y la gente que desea trabajar honestamente y llevar una vida decente, no creo que estén muy en contra de este presidente. Ya se ve en las manifestaciones el pelaje de los mismos. Gente con pinta parásita y pintas de no querer dar palo al agua, titiriteros y demás que no quieren más que vivir de las ayudas sociales.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DON JUAN CARLOS.
      También yo pienso lo mismo que lo que dices. Los que son gente trabajadora y con deseo de alcanzar más bienestar económico no estarán en contra de Trump. Da lo mismo que sean banqueros como que sean mecánicos de taller.

      Los arma-ruídos de siempre son los que pretenden vivir a costa del Estado. Todo lo resuelven tratando de obtener SUBVENCIONES para ellos.

      Eliminar