PARQUE ALDERDI EDER de San Sebastián

De La Casa de Zaldumbide

Entrando en el mundo de los blogs de todo tipo hay una inmensa cantidad de excelentes blogueros. Y son blogueros que siempre enseñan mucho con sus temas y que enriquecen la existencia de esta modalidad de comunicación hasta extremos increíbles.

No obstante, y en habiendo blogueros que acostumbran a escribir siempre sobre sí mismos y sus estados de ánimo, al menos  tienen la bondad a trochemoche o ultranza y  sirven para satisfacer sus vocaciones literarias.

Lo triste es encontrarse con blogueros farsantes cuyo único objetivo es ser protagonistas aunque falseen todo lo que meten en su blog.

En este sentido hay uno que viene engañando a los incautos y a los nuevos en el mundo bloguero con sus "tramontanas trajinantes" más ridículas que las embestidas de Don Alonso Quijano a los molinos de la Mancha.

Y en especial sobrevive porque en cada nueva entrada se inventa ser víctima de alguna persecución de poderes públicos (jueces, letrados o fiscales) e incluso en alguna ocasión ha escrito que le perseguía todo un "Ministerior" del Gobierno.
En su fascinante farsantería ultimamente viene proclamando que un ropón lo ha condenado a 135 días de carcel por gritar "Viva la Guardia Civil", resultando que su persona estaba a horas de ingresar en una prisión.








Por sus ignorancias desconoce que en España no entra nadie a la carcel sin condena superior a dos años y un día (731 días), y afirma que su supuesta y no creíble condena proviene de la emisión de un video en su blog atacando a dicho ropón.

Dado que casi nadie conoce ni sabe de la existencia de ese blog suyo, dificilmente puede haber sido detectado por juez alguno al que un fiscal haya incitado a iniciar procedimiento penal por injuria.



Pasarán las semanas y quizá hasta los meses y de lo dicho en agosto de 1016 en ese blog, no se volverá a saber nada. Quizá nos informe, en el próximo post de que (por quinta o sexta vez) se halla ciego y no puede rellenar nada bloguero.

Es el "pabloiglesias" de los blogs. Pura payasada para ingenuos.


Por Martín Zaldumbide



No hay comentarios:

Publicar un comentario